¿Qué es el famoso default económico de Argentina?

noticias
| 30 Jul 2014

¿Qué es el famoso default económico de Argentina?

| 30 Jul 2014

Axel Kicillof, ministro de Economía en Argentina declaró que su país está en una situación default: una suspensión de pagos. Es un paso antes de que un país se declare en quiebra: “Sé que te debo pero no tengo para pagarte”.

Este es el segundo default en trece años,  Argentina tiene una gran necesidad de créditos, para que se los den, es fundamental: normalizar la situación de su deuda y que el marco para inversiones garantice seguridad legal a largo plazo.

¿Cómo se llegó a esta situación?

Cuando los gobiernos necesitan más dinero, emiten bonos en los mercados de deuda con los que le prometen a aquellos que inviertan en esas deudas una remuneración extra de acuerdo a la tasa de interés y la cantidad invertida. Como estos bonos se emiten, en principio, sin ningún tipo de riesgo (porque en teoría la quiebra de un gobierno es muy poco probable), las tasas de interés suelen ser muy bajas pero cuando existe la posibilidad de que un país se declare en bancarrota, los inversores exigen un tipo de interés mucho más elevado para hacer frente a este riesgo.

Aquellos vatos que tomaron la oferta de los bonos (sí, como la oferta de las naranjas) se les conoce como holders, estos acreedores no le prestaron dinero a Argentina sino que compraron esos bonos  de deuda durante la crisis en 2002, por eso son conocidos como fondos buitres.

¿Cuál es la deuda original?

En 2002, Argentina dejó de pagar sus deudas y devaluó su moneda, cuando la situación se había estabilizado comenzó el proceso de tratar de hacer las paces con el sistema financiero internacional. Así que emprendió un proceso de “reestructuración” de sus deudas en dos fases: en 2005 y 2010, Argentina le dio una parte del dinero a sus acreedores si renunciaban a todo lo que se les debía originalmente (lo cual en un momento de crisis era un buen trato). El 93% de los bonistas dijeron va y le dieron a Argentina rebajas de entre 45% y 70% de los adeudos.

¿Quiénes dijeron que no?

No todos dijeron que sí, un 7% de los holders dijeron: “no, yo quiero todo mi dinero + intereses”, estos fondos de inversión a los que Argentina denomina “buitres” , apuestan a recuperar el 100% de la deuda en efectivo a través de juicios, si logran ganar el 1,600%. de lo que invirtieron.

Entre estos buitres están: principalmente la empresa NML Capital, el fondo Aurelius, el fondo Blue Angel y 15 propietarios argentinos. Así que decidieron demandar a Argentina ante una Corte Suprema en Estados Unidos.

patria_buitres

¿Qué decidió la Corte Suprema?

Realmente no puede decidir nada, los tribunales no puede obligar a Argentina a pagarle a las empresas estadounidense porque es un país extranjero. Lo que sí lograron fue un fallo que prohíbe a las instituciones financieras en Estados Unidos facilitar los pagos entre Argentina y los acreedores que dijeron que sí, a menos que Argentina les pague a todos.

¿Por qué Argentina no quiere pagar esos fondos “buitres” ?

En los contratos que firmaron existe una cláusula llamada Rufo, que establece que si un acreedor recibe un beneficio, el resto debe ser beneficiado también. La cláusula vence a fin de año. Hay bonos por 20, 000 millones de dólares que no entraron al canje y unos 80,000 millones que sí entraron. Sólo de capital inicial, si se aplicara esta cláusula, obligaría a Argentina a pagar en efectivo más de 100,000 millones de dólares, declarados en default en 2001 (los mayores bancos de inversión aceptaron un canje de bonos viejos en default por nuevos).

¿Qué opciones tiene Argentina?

Pagar sería políticamente impensable y económicamente inviable, porque requiere el agotamiento casi total de las reservas de divisas de Argentina.

  • Llegar a un acuerdo con los acreedores.
  • Dejar de pagar los bonos renegociados, y decirle a los poseedores de esos bonos que se quejen en tribunales estadounidenses. El riesgo es que esto podría provocar un miedo a invertir en el país y dañar aún más la economía.
  • Pedir más tiempo para negociar.

¿Quién gana con el default argentino?

Los posibles beneficiados en caso de un default argentino evidentemente son los acreedores quienes podrían exigir el pago anticipado de sus bonos.

Esta situación le beneficia a quienes posean seguros contra default (credit default swap o CDS). Algunos especialistas creen que esos mismos “fondos buitre” que demandaron al país tienen estos seguros, por lo que aunque Cristina dijera que no les va a pagar, ganarían más de 1,500 millones de dólares por sus bonos.

¿Quién pierde con esta decisión?

Si no pagan, agravaría aún más los problemas económicos existentes en el país, desalentando nuevas inversiones en Argentina y motivar a sus ciudadanos a enviar su dinero a un lugar más seguro.

Si un país se declara en deficit,  las medidas de austeridad resultan inevitables para conseguir estabilizarse: recortes sociales, desalojos, falta de inversión pública y malestar social.

¿Qué plazos tiene Argentina ?

El primer vencimiento cayó el lunes 30 de junio cuando Argentina debía pagar a acreedores reestructurados (los que dijeron que sí) y aunque  Argentina envió los fondos para pagar en Nueva York los 539 millones de dólares fueron bloqueados por el juez del caso Thomas Griesa.

¿Cómo solucionó Argentina su deuda pasada?

Pagar deuda con reservas del Banco Central, ingresadas vía impuestos a exportaciones. Y desendeudarse. La deuda representaba en 2001 más del 150% de su PIB, hoy representa en billetes verdes sólo el 8% del PIB.

Vía: Bloomberg, La Nación.