Tardígrado - Animal súper resistente

Este es el único animal que sobrevivirá al fin del mundo

mientras tanto
| 16 Jul 2017
Tardígrado - Animal súper resistente

Este es el único animal que sobrevivirá al fin del mundo

| 16 Jul 2017

El mundo animal sin duda está lleno de maravillosas criaturas, cada una con distintas formas, tamaños, habilidades y técnicas de supervivencia. Algunas especies son frágiles y poseen una vida muy corta; luego están los tardígrados, que a pesar de ser inofensivos, tienen características que los hacen únicos y extremadamente resistentes.

El animal más resistente del mundo es diminuto e inofensivo

No se dejen engañar por su apariencia tierna y hasta cierto punto torpe (como de osito gominola). El tardígrado, también conocido como “oso de agua”, es considerado por ser casi indestructible. Aún cuando el ser humano dejase de existir y hasta las cucarachas sucumbieran por los cambios en la superficie terrestre, estos pequeñines encontrarían una manera de adaptarse.

Estos seres poseen ocho patas y cuando llegan a su etapa adulta, miden tan sólo 0.5 milímetros de longitud. Su hábitat natural se encuentra en las películas de agua que cubren los musgos, líquenes o helechos, aunque también se les puede hallar en lo océanos o en agua dulce. Se les relacionó con osos debido a que Johann August Ephraim Goeze, la persona que los descubrió en 1773, pensó que su manera de caminar era muy similar a la de aquellos mamíferos.

Ahora mismo deben preguntarse cómo diablos es que un animalejo como ese podría sobrevivir al apocalipsis, ¿no es cierto? El secreto está en la capacidad que estos invertebrados poseen para vivir bajo circunstancias extremas. Todos los tardígrados pueden pasar hasta 30 de los 60 años que viven sin comer o beber absolutamente nada. También tienen la habilidad de “resucitar” en caso de ser congelados, gracias a que pueden entrar en estado de criptobiosis, una técnica con la que ellos detienen todos sus proceso metabólicos hasta que las condiciones ambientales sean más favorables.

Sip, esta cosa sobrevivirá cuando dejemos de existir…

Esos no son todos los superpoderes que poseen, ya que también pueden soportar temperaturas de entre 150ºC y 272ºC bajo cero. Los osos de agua pueden aguantar la presión de la profundidad en los océanos –que puede llegar a 1,200 atm– y el vacío fuera de este planeta (0 atm). Esto los hace capaces de sobrevivir en el espacio exterior.

En cuanto a la radiación, los pequeñines pueden vivir bajo la exposición de 5 mil o hasta 6 mil Gy (que son unidades de radiación ionizada). Un estudio en la Universidad de Tokio reveló que producen una proteína que funciona como escudo contra rayos X y es capaz de proteger el ADN.

Ni siquiera las cucarachas o Superman pueden soportar tanto castigo.

A pesar de que estos “ositos” son sumamente resistentes, lo cierto es que no pueden lastimar ni al más débil de los organismos en el planeta. Su gran poder es el de sobrevivir, pero eso es prácticamente todo lo que los convierte en una especie excepcional. No queremos ni imaginar lo que sería de nosotros si tuvieran la capacidad de destruirnos.