» Impresiones de la izquierda sobre el debate de PEMEX Sopitas.com

Impresiones de la izquierda sobre el debate de PEMEX

Martes 25.jun.13
pemex

Durante su reciente visita a tierras inglesas con motivo del G-8, el presidente Peña Nieto sostuvo reuniones con diversos representantes de las cámaras de comercio mundiales y los más poderosos dueños de una enorme diversidad de empresas.

El objetivo, dialogar y prometer que el comercio mexicano  liberalizará -aún más- sus fronteras con el fin de incidir en el libre mercado mundial y de esta forma competir palmo a palmo con las naciones con mayor desarrollo industrial del mundo; cuestión que según Peña Nieto -y la doctrina del liberalismo económico- desembocará en crecimiento económico para nuestro país. Peña además aseguró que México se encuentra en perfectas condiciones para recibir toda la inversión privada que abone al desarrollo mexicano.

Hasta aquí nada fuera de lo cotidiano, un poco de diplomacia, demagogia, protocolos, habladuría en aburridos congresos mundiales, que no son la verdadera sede de los negocios internacionales, sino solo el recinto donde se presentan y conocen los protagonistas de estos asuntos. Sin embargo, -y sin que se diera a conocer en México- el diario Wall Street Journal, publicó información sustraída de altos funcionarios mexicanos del campo económico, el tema, el sector energético mexicano, cuestión que no demoró en provocar reacciones.

¿Qué ha dicho Peña ante los medios? En una conferencia ante integrantes del Chatham House, Peña Nieto señaló que la participación del sector privado en el sector energético no es privatizar; al contrario, “una y otra vez he insistido y he declarado: el Estado seguirá siendo propietario, dueño de los hidrocarburos del país, dueño del petróleo, pero necesitamos ampliar su capacidad

“Si queremos tener gas natural más barato, si queremos asegurar que la energía eléctrica sea más barata, que el gas natural para la producción de nuestro país sea más barato, tenemos que ampliar nuestra generación de energía y por eso tenemos que asegurar la participación del sector privado.”

Como es bien sabido, PRI y PAN podrán tener sus disputas (sobre todo a la hora electoral) pero de hace algunos años para acá, son símiles ideológicos en cuestiones económicas. Es previsible que Peña y el PRI encuentren un aliado natural en el PANpara llevar a cabo esta liberalización del sector energético.

Por el contrario, en la denominada izquierda aparentemente sucede uno de esos acontecimientos tan efímeros y espontáneos como un eclipse lunar; parece ser que la izquierda se unificará contra una posible privatización de Pemex. Y es aquí donde encontramos un elemento político interesante ¿Por qué lo harán? ¿Es el tema perfecto para mostrarse como los redentores del patrimonio nacional ante el electorado? ¿Elevará sus niveles de popularidad? ¿Hierve su sangre nacionalista? ¿Existe una real convicción ideológica que conduce a la oposición de la doctrina liberal económica? ¿O tienen una mejor propuesta?

Pero  ¿qué publicó el Wall Street Journal tras la plática con altos funcionarios mexicanos?Aquí puede consultar el texto íntegro: http://ow.ly/metGD . A continuación le presentamos algunos extractos:

“El presidente Enrique Peña Nieto buscará en los próximos meses poner fin a un tabú de casi ocho décadas al abrir el sector de hidrocarburos a la inversión privada y la competencia. El gobierno espera que la decisión atraiga inversiones de miles de millones de dólares.

La idea es que compañías privadas compartan con el Estado los riesgos de desarrollar reservas de energía cada vez más complejas,

La propuesta, que incluiría enmiendas a la Constitución mexicana, necesitará el apoyo de dos tercios del Congreso. Pero las fuentes dijeron estar optimistas de conseguir el respaldo de al menos uno de los dos partidos de oposición, sin necesidad de realizar cambios radicales a la reforma.

La reforma podría ser la última oportunidad de México de atraer miles de millones de dólares necesarios para desarrollar las reservas en aguas profundas y evitar convertirse en un importador neto de crudo, algo que Pemex advierte podría ocurrir en 2020.

Las empresas extranjeras, a su vez, podrían obtener acceso a uno de los principales productores de crudo, con reservas probadas de 13.900 millones de barriles de equivalente de crudo y posiblemente a las cuartas mayores reservas globales de gas de esquisto, según la Administración de Información de Energía de EE.UU.

La reforma, al mismo tiempo, enterraría uno de los últimos símbolos del nacionalismo revolucionario del siglo XX de México, cimentado cuando el presidente Lázaro Cárdenas expropió la industria petrolera en 1938.

Peña Nieto necesitará un plan energético que favorezca al empresariado si quiere conseguir el apoyo del Partido de Acción Nacional (PAN), un histórico promotor de la apertura del sector petrolero a la competencia.

El plan contempla otorgar contratos de 25 años para áreas designadas, permitiéndoles a las empresas privadas contabilizar reservas de crudo en sus libros, lo que les da un acceso más fácil a financiamiento, dijeron fuentes al tanto del plan.”

No obstante, Peña, en el discurso oficial, mantiene la retórica de no adelantarse en esa discusión, ya que se presentará a su debido tiempo a consideración del Congreso pero que, sin embargo, es un punto inscrito en el Pacto por México donde todos acuerdan que el Estado debe mantener la propiedad de los hidrocarburos.

¿Cuáles han sido las reacciones de los líderes de la izquierda ante tal información?

Jesús Zambrano. El líder nacional del PRD y firmante del Pacto por México, tras conocer la información que publicó el Wall Street Journal acusó a Peña de una audacia irresponsable y exigió al presidente presentar por escrito su propuesta de reforma energética; pues aseguró que en el Pacto por México no existe tal“no lo hemos discutido en absoluto”.

“Parece se hace una costumbre. O salen al extranjero o a través de publicaciones en el extranjero conocemos las verdaderas intenciones y todo lo que dicen ya tener sobre el escritorio, pero a nosotros ni una sola línea […] Peña dice que se mantiene la rectoría sobre el Estado, sobre los hidrocarburos pero que aún no tiene claro si será a través de reformas constitucionales o legales. […] Es una audacia irresponsable que estén pensando que lo que se requiere para modernizar a Pemex es abrirlo más claramente y entregársela a extranjeros”

Marcelo Ebrard. Tras la discreción que le agobia desde el fin de su administración (únicamente combatida por esporádicos tuits), el exjefe de gobierno ha intensificado su presencia pública y no solo vía Twitter, incluso se le tacha de “montarse” al debate de la reforma energética. Ebrard se ha mostrado inusualmente beligerante y confrontador. A través de Twitter exigió a Peña dar la cara para debatir el asunto, aseveró que el PRD no puede apoyar una posible privatización de Pemex y llamó a la unión de las fuerzas progresistas para detener la modificación al 27 constitucional.

“En una entrevista directamente con Peña (en el Financial Times) encontré dos cuestiones primordiales. Él dice que nadie habla de privatizar, sino liberalizar, siempre utilizan otro adjetivo, pero bueno estamos hablando de cambiar el régimen constitucional y la propiedad de la nación sobre esos recursos. Dice Peña Nieto que la necesidad de modernizar Pemex está ya acordada en el Pacto por México […] Y dice (Peña) que esto va a incluir cambios constitucionales necesarios para darle a los inversionistas privados certidumbre, esto quiere decir modificar el 27 constitucional. Está dicho por él. El PRD no puede, ni debe apoyar este cambio constitucional.”

Martí Batres. No enmarcamos a AMLO como el expositor de esta corriente de la izquierda institucional pues sus declaraciones al respecto no rompen con el estilo de discurso que ha manejado vía redes sociales. En cambio, el presidente nacional de Morena, Martí Batres declaró que se encienden los focos rojos en este futuro partido político. Consideró que esta propuesta representará “un verdadero suicidio”, porque la renta petrolera otorga ganancias al país por 100 mil millones de dólares al año. Y mencionó que los integrantes de Morena se reunirán para elaborar un plan de acción en defensa del petróleo

“Esta propuesta conviene a intereses económicos y extranjeros, no conviene a México. Ninguna compañía extranjera ha buscado el desarrollo de nuestra industria ni su modernización ni su mejora, lo que quieren es un nuevo episodio de capitalización de sus propias empresas. […] Con entregar sólo 20% de la renta petrolera al extranjero, el Estado perdería ingresos por 250 mil millones de pesos, que serían recuperados por la vía de aumentar los impuestos a las clases populares y clases medias, particularmente a través del IVA en medicinas, alimentos, transporte, libros, colegiatura y vivienda”

Gerardo Fernández Noroña. Finalmente, no está demás incluir a un personaje que se ha alejado de la izquierda institucional. A pesar de su ausencia entre los reflectores, Noroña ha mantenido vigencia gracias a las comunidades virtuales donde ha conseguido una nutrida base social que le acompaña. A través de Twitter ha reiterado que todas las fuerzas de izquierda se deben unir en aras de detener “el remate del patrimonio nacional”. Noroña incluso convocó a un evento dondese efectúo un juramiento en defensa del petróleo; este evento encontró su sede ni más ni menos que en donde yacen los restos del Gral. Lázaro Cárdenas. El argumento discursivo de Noroña es claramente nacionalista y se ha centrado en el acontecimiento histórico que representó la audacia de Cárdenas en su época.

petroleo_izq

Es importante señalar que hasta aquí hemos revisado argumentos y retórica meramente política. Sin embargo, todas las fuerzas políticas denominadas de izquierda (y que se mueven dentro del espectro institucional) encuentran un respaldo discursivo en quién ha sido su experto en la materia desde siempre. Sí bien Cuauhtémoc Cárdenas es únicamente cercano al PRD, el resto de organizaciones basan sus argumentos en la propuesta de reforma energética elaborada por el ex candidato a la presidencia en 88, 94 y 2000.

Se nos bombardea acerca de la importancia de moderniza Pemex y siempre enfatizando en lo imprescindible que resulta la inversión privada, no obstante, siempre vale la pena preguntarse sí es el único camino, pues nadie refuta que Pemex se encuentra en una situación apremiante.

Para los interesados dejamos la propuesta de Cuauhtémoc Cárdenas de reforma energética, que seguramente será retomada por el PRD cuando el debate oficial haya llegado. Disponible aquí: http://ow.ly/meIDr

¿Ustedes cómo ven? Es complicado conocer el tipo de convicción con la que habla cada involucrado ¿Existe una preocupación genuina o sólo es parte del juego político?

Tags:

ARTÍCULOS RELACIONADOS
comments powered by Disqus

LAS MÁS LEÍDAS DE HOY

Así se vería la Gaviota en "La dictadura perfecta"

Así se vería la Gaviota en "La dictadura perfecta"

En vivo: Manny Pacquiao vs Chris Algieri y la Liga Bancomer MX

En vivo: Manny Pacquiao vs Chris Algieri y la Liga Bancomer MX

Increíbles photobombs protagonizados por animales

Increíbles photobombs protagonizados por animales

CÓDIGO ESPAGUETI

Este podría ser el casco para los ciclistas del futuro

Así funciona una cerradura por dentro

Ahora podrás chatear desde las versiones en línea de Word y Powerpoint