Sopitas.com » Panóptico PEMEX
Martes, 13 agosto , 2013

Panóptico PEMEX

petroleo

Así se habló hoy en las prensas de Pemex.

Luis Hernández Navarro, en su texto, Privatización petrolera y rizoma social, publicado en La Jornada, recordó que

“Los sondeos de opinión de Buendía y Laredo, del Centro de Estudios Sociales y de Opinión Pública de la Cámara de Diputados, y de Parametría no dejan lugar a duda“ acerca de que la opinión pública se oponen al capital privado en el sector energético“.

Bajo esa luz, nos recuerda que la lucha de los pueblos, de los maestros, de los estudiantes y de todos aquellos frentes desarraigados y contestatarios, bien podrían unirse bajo la bandera de la no privatización. 

petroleo_todos

Laurence Iliff  y Juan Montes, en su columna de hoy en el Wall Street Journal,  lamentan que no se haya privatizado completamente Pemex, en el diario se afirma que incluso países como Cuba tienen leyes más liberales en cuanto al manejo del petróleo. Pareciera que ve al nacionalismo alrededor del petróleo como anacrónico o ineficiente.

Nos dicen además que “La reforma mexicana, que probablemente será aprobada por el congreso, puede causar una tormenta entre políticos nacionalistas y el público, lo que marca un momento decisivo para un país que, en 1938, fue el primer gran productor de petróleo en nacionalizar la industria, un movimiento seguido por otros países a lo largo de décadas“.

Además, afirma que

“México tiene unas de las medidas más restrictivas del planeta en cuento a las leyes energéticas: Kuwait e incluso Cuba tienen medidas más liberales“.

El diario reconoce que la verdadera oposición puede venir más bien de las calles.

Este diario ha sido importante en cuanto a la información que los extranjeros reciben acerca del debate de PEMEX pues ha tenido información privilegiada del gobierno que no se le da a ningún otro diario.

En un video publicado por el El WSJ se dice que las empresas Chevron, Shell,  y Statoil de Noruega son las empresas que tal vez salgan beneficiadas en cuanto al petróleo que se encuentra en el golfo de México. Estas empresas han dado su beneplácito pero se han negado a dar mayores comentarios. Apache Corporation y EOG Resources, son las que pueden estar beneficiadas en cuanto a la exploración de petróleo en tierra.

 

Sergio Sarmiento en su columna “Jaque Mate“, nos dice que “no hay indicios de que el General Lázaro Cárdenas quisiera una industria sin inversión privada“ y recuerda que fue hasta 1960, en la administración de López Mateos que se impuso la restricción impuso la restricción: “Tratándose del petróleo y de los carburos de hidrógeno sólido, líquidos o gaseosos, no se otorgarán concesiones ni contratos, ni subsistirán los que se hayan acordado”. Para él, volver a los estatutos de Lázaro Cardenas le parece un soplo de aire fresco, en contraposición a la “tan lamentable el resultado del cierre de la industria que impulsó López Mateos“. Es decir, Sarmiento dice sí a la reforma de Peña Nieto.

En el programa de Carmen Aristegui, Luis Videgaray, Secretario de Hacienda y Crédito Público, aclaró los principales postulados de reforma propuesta por Peña Nieto. Respondió además las preguntas de la reportera. Esta entrevista es importante toda vez que explica, desde el lado priista, qué entienden por contratos compartidos, y se insinuó qué pasará con el régimen fiscal de PEMEX. Es definitivamente una charla muy aclaradora de la posición priista. Aquí lo pueden escuchar.

César Camacho, Presidente del CEN del PRI, en su texto del Universal “El PRI por el aprovechamiento del petróleo“ dijo que la reforma es audaz necesaria y sólida.  Eso.

Alejandro Encinas, en “La Disputa por el General“ en el Universal afirma que “se pretende distorsionar el ideario del cardenismo“ y que “difícilmente lograrán cambiar la historia o eludir el arraigo que en nuestra cultura constituye el petróleo como símbolo de independencia y soberanía“; además recordó las palabras de Cárdenas:

“Dadas las tendencias acumulativas de los grandes capitales privados y sus correlaciones con los monopolios internacionales, está en su origen y esencia acaparar y explotar riquezas naturales de los territorios ajenos, sobre todo de los recursos no renovables, agotándolas a la par que la fuerza humana de trabajo (…) al amparo de concesiones y privilegios, se forman estatutos de excepción extraterritorial violatorios de la soberanía”.

Finalmente lamentó que la izquierda no encuentre la unidad necesaria para hacer frente crítico al problema

Elisabeth Malkin en su texto del New York Times, señala que, mientras que el éxito de las reformas en comunicación y telecomunicaciones propuestas por Peña fue fácil, en cuanto a energía, las divisiones en los partidos son mucho más profundas y recuerda que la opinión pública también ve con sospecha la reforma. Dice además que PEMEX “gasta mucho para extraer poco“. Afirma además que

“los analistas dicen que Pemex necesita excavar en las aguas profundas del Golfo de México pero la compañía nunca ha tenido, ni el capital, ni la técnica para aumentar la producción significativamente“.

No hace mención alguna del problema fiscal.

Roger Bartra en su texto “Legitimidad en declive“ publicado en el Reforma nos dice que

“no hay más remedio que emprender reformas importantes y avanzar en los cambios del sistema político, la tributación, los medios de comunicación y la educación“

y advirtió del peligro que la reforma de Peña representa para la unión de los partidos.

En su texto, “Iniciativa de decreto: insostenible“, John Saxe-Fernández, habló de que el presidente Peña Nieto maneja una distorsionada versión de los postulados de Lázaro Cárdenas y recordó las palabras de Fernando Siqueira, director de la Asociación de Ingenieros de Petrobras, quien advirtió allá por el 2008 que

“México no debe ver el proceso de apertura en Petrobras como ejemplo. En Brasil estamos en plena campaña para recuperar el control sobre el petróleo y Brasil tiene que copiar a México el marco constitucional de control de Estado sobre sus recursos”.

Laura Itzel Castillo, en su texto “¿Modernización?“ publicado en el Universal, afirma que hay un dicho que señala

“Si camina como pato, se mueve como pato y hace como pato, es pato”, es decir privatización. ¿De qué otra manera se pueden considerar los “contratos de utilidad compartida” anunciados ayer? Seamos claros, la renta petrolera, es sinónimo de “utilidad”. ¿Cuál modernización? Si estas medidas han mostrado su fracaso a lo largo de las últimas décadas“. Además advirtió del peligro que se corre de caer en un escenario parecido al de la minería en donde “ las empresas no pagan un centavo del valor de los minerales, sólo aportan una cantidad por hectáreas concesionadas“.

Finalmente, AMLO publicó un video en el que desmiente a la Secretaría de Energía y habla de la rentabilidad de PEMEX.

“Quiero desmentir a Pedro Joaquín Coldwell, secretario de Energía, que por su filiación salinista está también en el apoyo al grupo que quiere apoderarse de la renta petrolera. El secretario de Energía por su filiación salinista estatal cree apoderarse de la realidad. Hace unos días Pedro Joaquín Coldwell, secretario de Energía, mencionó que PEMEX está quebrada como empresa, que no tiene utilidades, que no tiene ganancia y que por eso, hace falta la llamada apertura al capital privado y sobre todo al capital extranjero.

Andrés Manuel fundamentó su discurso en el informe oficial de PEMEX presentado a los inversionistas, de acuerdo con AMLO, a los mexicanos les dicen que Pemex está en quiebra y por lo tanto hace falta invertir con la iniciativa privada, mientras que a los inversionistas les hablan con la verdad.

Invitó a que la gente se informe porque

“Lo que pretenden es muy grave, va a salir Peña Nieto a decir que eso es lo que le conviene al país y puede ser que también con el de Pedro Joaquín, de que está quebrada como empresa, cosa que no es cierto, lo que quieren es quedarse con la renta petrolera que es del pueblo y que es de la nación”.

 

 

Tags:




Comentarios

Últimas Noticias