La tormenta que se le viene a Maradona

riquelme

Desde la llegada de Diego Armando Maradona a la Selección de Argentina, se han dejado escuchar posiciones a favor y en contra del técnico argentino. Muchos piensan que no tiene la experiencia para poder dirigir a los argentino “Ni estudios tiene” gritan sus mar fuertes detractores. Esto lo dicen porque después de su doping positivo en el mundial del 94, Maradona se fue como auxiliar técnico al Mandiyú de Corrientes de la segunda división argentina, que después de 12 partidos tuvo que dejar al cargo por el descenso y desaparición del equipo.

En 1995, tuvo su segunda experiencia como entrenador, ahora con el Racing. La historia no fue distinta, 11 partidos que da como resultado un record de 2 victorias, 6 empates y 3 derrotas.

13 anos después, sin motivo alguno, la AFA decidió darle su primera oportunidad como jefe de la selección mayor. Desde entonces, se habla mas sobre los desplantes de Maradona que del potencial que puede tener este equipo.

Primero fue aquel incidente en el que sonaron las alarmas de un hotel porque a Maradona se le ocurrió fumarse un puro. Ahora dijo que Riquelme no sirve.

“A Riquelme lo quiero en los últimos 20 metros para que se comunique con Tevez, Agüero y Messi, si es que juego con tres. Necesito que Román se pueda sacar un hombre de encima. Con Huracán, no sé si tenía un problema, pero no volvía. Eso en la selección cuesta mucho. Estás atrás o adelante, en el medio no me servís. Yo lo quiero de enganche, pero que tenga esa velocidad mental para ponerles pelotas de gol a los delanteros y que llegue él también. Si no, no me sirve Román. No quiero que me dé vueltas entre Mascherano y Gago, así no me sirve. Que venga y le quite la pelota a Demichelis, ¡está a tres kilómetros del arco! Así no me sirve. El es utilizable si está bien físicamente y si se puede sacar un hombre de encima; si no, está en otro nivel del resto de los jugadores, que están en el aire…”

Ademas dijo que Riquelme no propuso nada durante el 2008 por lo que no seria titular en los partidos del seleccionado.

A estas declaraciones Riquelme contestó “Las cosas están poco claras con la selección y yo soy transparente. No tenemos los mismos códigos con el DT y no podemos trabajar juntos; se terminó un ciclo para mí. Ya estoy grande como para seguir aguantando palos. La selección se terminó para mí. El 2008 fue un año extraordinario: gané los Juegos Olímpicos y el campeonato local con Boca. Voy a seguir entrenándome para seguir logrando cosas con mi equipo, pero a la selección es mejor que vaya otro jugador”

Este malestar de Riquelme viene, también, por el favoritismo que tiene Maradona con jugadores con los que “se lleva bien” aunque no estén en el mejor nivel. O en el caso extremo de su yerno Agüero que lo ha puesto en una vitrina donde es intocable el jugador del Atlético.

En estos momentos, Argentina se encuentra en el tercer puesto de las eliminatorias de CONMEBOL con 16 puntos y con un plantel mermado mentalmente por las actitudes que ha tenido su técnico.