“Peanut”, el primer orangután sometido a quimioterapia

La ciencia médica se vuelve más humana cuando también permite ayudar a los animales. Esta nota nos habla de los intentos de salvar a un orangután de las garras del cáncer.

‘Penaut’ es una hembra orangután de 8 años de edad que vive en Jungle Island, Miami, donde es una de las principales atracciones. Tiene una hermana gemela de nombre ‘Pumpkin’. A pesar de su parecido, Penaut es mucho más sociable e inquieta, también sus gustos alimenticios son diferentes.

Ambas nacieron en cautiverio y llegaron a Junge Island a los seis meses de edad. Son tan inteligentes que han aprendido a comunicarse con sus entrenadores por medio de señas y un iPad.

La vida de ambas cambió recientemente, cuando a Penaut se le diagnostico cáncer. Y es que tras ser sometida a una operación para solucionar una obstrucción intestinal, los exámenes de histopatología revelaron que tenía un linfoma maligno.

El diagnostico fue confirmado por expertos del Departamento de Patología Comparada de la Facultad de Medicina Miami Miller, quienes le proporcionaron a los responsables de Penaut en Jungle Island, la información necesaria para cuidar la salud de la orangután.

“Todo lo que sea posible para dar a Peanut las mejores oportunidades de superar la enfermedad se llevará a cabo”, mencionó Jungle Island en un comunicado.

Así Penaut ha sido sometida a un par de sesiones de quimioterapia, tratamiento que se realiza por primera vez en grandes simios, y que será muy similar al que reciben los humanos que padecen la misma enfermedad.

La decisión de tratar a Penaut con quimioterapia, obedece en gran medida a que los orangutanes y los humanos comparten el 96% de la misma carga genética. Su primera quimioterapia fue en agosto, la segunda este mes. Según Efe Ashley, directora de comunicación de Jungle Island, aunque la hembra se siente algo fatigada, ha reaccionado favorablemente y no ha perdido pelo ni vomitado.

Penaut sólo sale de su hogar para recibir tratamiento y al terminar regresa inmediatamente a Jungle Island.

“Peanut es querida por mucha gente y la consideramos parte de nuestra familia, por lo que esperamos que el tratamiento contra el cáncer que recibe sea un éxito”, comentó Linda Jacobs, cuidadora de orangutanes en Jungle Island.

Aquí unas imágenes de Penaut:

Y aquí un video:

También se tiene bajo supervisión a Pumpking, quien por ser hermana gemela de Penaut puede ser propensa a desarrollar una enfermedad similar. Por fortuna, hasta ahora Pumpking se encuentra en perfecto estado, aunque sus actitudes denotan que algo no anda bien con su hermana.

“ No puedo asegurar que Pumpking sepa lo que está pasando, pero lo más probable es que pueda sentir diferente a su hermana”, dijo el veterinario Jason Chatfield, uno de los veterinarios de Jungle Island.

El equipo que trata a Penaut ha hecho un trato: mantener una actitud positiva y no hablar frente a ella de su enfermedad.

Si este tratamiento funciona, se abriría una luz de esperanza para otros grandes simios con casos similares. De verdad esperamos que así sea.

Comentarios