Sebastian Vettel, la estrella que nació en el GP de Estados Unidos 2007

En el Gran Premio de India, Sebastian Vettel se convirtió en tetracampeón del mundo en la Fórmula Uno. Indudablemente se ha convertido en una estrella. Tal y como se predijo en el Gran Premio de Estados Unidos en 2007.

Con apenas veinte años, tras el grave accidente de Robert Kubica en el Gran Premio de Canadá de 2007, llegó la oportunidad para que un joven comenzara a labrar su camino en el máximo circuito del automovilismo. Éste se subió al BMW en Indianapolis y dio mucho de qué hablar: terminó la carrera en el octavo puesto.

Al bajar del monoplaza, muchos se acercaron a preguntar quién era ese muchacho alemán que había sorprendido desde la clasificación y al ver que tenía grandes posibilidades, se le entregó un babero con la leyenda “A star is born” (Una estrella ha nacido), una premonición bastante rara en aquel momento pero que hoy es una realidad asombrosa.

s1_1 s1_1 (1) s1_1 (2)

***Vía Motorsport

Comentarios