Pink Floyd vs EMI

Después de una carrera de más de cuatro décadas con el sello EMI, Pink Floyd lo lleva a los tribunales. ¿La razón? Un desacuerdo en la comercialización de su música por Internet.

De acuerdo con varios diarios, el grupo se niega a que sus canciones sean vendidas de forma individual por este medio, amparados en una cláusula de su contrato en la que esto se prohíbe. El abogado del grupo, Robert Howe, ya presentó su demanda al Alto Tribunal de Londres, donde pidió se especifique cuáles son los términos del contrato que el grupo firmó con el sello.

Mientras tanto, EMI se defiende señalando que el apartado que Pink Floyd reclama es aplicable sólo a los materiales físicos, no a los digitales.

Esperaremos los resultados de este pleito legal, que seguro se arreglará pronto. Basta recordar que la música del grupo es de la más vendida en el mundo.

Comentarios