Web War: Google vs China

Google sigue en China, pero su buscador se fue a Hong Kong. Tras semanas de especulación, el gigante de internet decidió dejar de censurar los resultados de las búsquedas y enfrentarse al gobierno chino. La gran pregunta es ¿por qué Google decidió darle la espalda a los cerca de 400 millones de usuarios de internet de China?

El buscador con sede en California asegura que lo hace en respuesta a los ataques cibernéticos que sufrió en enero y ante un renovado intento “por restringir la libertad de expresión” en territorio chino.

Esta posición representa un giro radical en la estrategia de Google que en 2006 -al ingresar al mercado chino- aseguró que era mejor que los internautas chinos tuvieran un poco de información, así fuera censurada, a no tener nada. Pensaban que era mejor que su negocio tuviera presencia en China aún a costa de obedecer las estrictas reglas del país. La empresa creía que iba a conseguir una gran audiencia en el país asiático, lo que eventualmente propiciaría una mayor apertura de las autoridades hacia la información en la red. Pero nada de esto ocurrió.

Google está lejos de ser el líder de los buscadores en China. Baidú, una empresa local, cuenta con una ventaja de más de 20 puntos porcentuales respecto a su rival estadounidense. Por otro lado, las autoridades de China no han mostrado una mayor apertura hacia internet y continúan bloqueando servicios de Google como Docs, Blogger o YouTube y redes sociales como Facebook y Twitter.

Pero además de la censura y la falta de audiencia, China no ha representado un negocio para Google. Se cree que recibe ganancias cercanas a US$500 millones en suelo chino, una pequeña rebanada de ingresos si se considera que a nivel global genera ganancias por cerca de US$23.600 millones.

Sin embargo, a pesar de que su negocio no es tan grande en China, se estima que la decisión del buscador representará pérdidas en el futuro.

Hasta ahora Google tenía sólo el 20% de un mercado publicitario dominado por Baidú con más del 60% del sector, lo cual representa una cifra decepcionante si se considera que China es el quinto mercado más grande de publicidad en internet del mundo.

Vía: BBC