Entrevista al autor del libro “Cien Historias Inéditas del Rebaño Sagrado”

Jamás pensé que existiera alguien que amara a su equipo más de lo que yo lo hago… hasta que conocí a Joel.

“Sé que el cariño que él tiene hacia el Guadalajara es mucho” escribe Gustavo Nápoles, Campeón con Chivas, en la contraportada del libro 100 Historias Inéditas del Rebaño Sagrado Volumen II.

Esta computadora humana ha conseguido el sueño que muchos aficionados al futbol han tenido, trascender esa barrera que separa al simple fanático anónimo que sufre con su equipo desde un televisor o una butaca, hasta dejar su aporte, su granito de arena en la historia de la institución hasta ser reconocido por los jugadores.

González Romero es el autor de las dos partes de 100 Historias Inéditas del Rebaño Sagrado, libros que buscan resaltar la grandeza del equipo de sus amores y que cuentan con un total de 600 fotos salidas de las casas de jugadores históricos que el mundo podrá ver por primera vez en más de cuarenta años, además de compartir anécdotas que los propios protagonistas habían olvidado.

Este título, que cuenta gran parte de la historia del Guadalajara ha trascendido barreras a pesar de ser totalmente independiente, pues el autor tuvo que realizarlo sin el apoyo del equipo, el cual no se mostró interesado, ni de editoriales.

No solamente es escritor independiente, su gusto hacia la investigación y las estadísticas lo han llevado a trabajar en Zona Chivas para Televisa y ser auxiliar de Ricardo Salazar, aquel que maneja la mayoría de los datos deportivos en nuestro país. No conforme con eso, también puede presumir ser miembro de la Asociación de Coleccionistas de Jerseys del Guadalajara y contar con más de cien playeras históricas.

Después de recibirnos en su casa, nos presume con orgullo los guantes que le regaló Luis Michel tras lograr el pase a la Final de la Copa Libertadores que Chivas perdió contra el Inter de Porto Alegre, la playera que le obsequió Benjamín Galindo, el uniforme “indoor” del Tiburón Sánchez, la camisa de Ramón Ramírez, el suéter que le regaló Oswaldo Sánchez tras vencer al América y muchas cosas más.

“Todavía tiene pasto” nos señala orgulloso.

Su hogar es exactamente igual al de muchos miles de mexicanos, pero la pasión por el futbol se puede respirar desde el principio. En la sala, una colección de balones viejos, cuadros de Chivas y un trofeo acompañan los retratos familiares del autor, quien está vendado de una mano y es auxiliado por su padre para terminar de montar su colección.

“Esta playera me la firmaron todos los miembros del Campeonísimo” comenta ante el asombro de los miembros de Sopitas Deportes que han llegado para entrevistarlo.

Nos da rápidamente un paseo por su casa, y nos invita al cuarto de arriba, donde guarda miles de periódicos, muchos ya se notan amarillos por los años transcurridos… aún tiene espacio para los de este año y el que viene.

Un cuadro con el plantel de Chivas engalana el lugar y una foto autografiada del máximo goleador del Rebaño, Salvador Reyes le acompaña. Los tesoros de esta casa son oro puro para cualquier amante del deporte en general.

Joel habla como todo un erudito del equipo, son tales sus conocimientos que puede mencionar la alineación completa de algún partido que haya sostenido el club hace treinta años. Maneja una cuenta en Twitter llamada “Datos Chivas”, en la que comparte fotos y todo lo relacionado a los Rojiblancos.

Se sienta cómodamente para iniciar la entrevista sobre el segundo volumen de su libro, el cuál se ha estrenado el 8 de mayo porque “fue cuando se fundó Chivas y por eso se eligió la fecha” y a diferencia del primero, tendrá historias del último campeonato y fotos de jugadores actuales.

Esta es la historia sobre “un libro de amor. Del gran amor que un aficionado siente por el futbol, por su equipo, del gran amor que un joven periodista siente por este oficio” como escribe Eduardo Camarena, miembro de Televisa Deportes en el prólogo.

La historia de un libro que cuenta con colaboraciones de gente como Marion Reimers -primera mujer mexicana en ser nominada a los Emmy Deportivos-, Alberto Lati -periodista deportivo que ha viajado a más de noventa países-, Gustavo Nápoles -figura de Chivas en el título del Invierno 97-, Adolfo Bautista -quien anotó el gol del título con el Guadalajara en 2006-, Ramón Morales -capitán del Rebaño-, Tomás Balcazar -uno de los primeros miembros de Chivas-, Ignacio Calderón -portero Campeón con el Rebaño-, Rafael Márquez Lugo -último gran goleador e ídolo del club- y muchos más, quienes escribieron o donaron fotos para la causa.

Esta es la historia de un aficionado que estuvo cuatro horas en casa del abuelo de Javier Hernández consiguiendo información sobre jugadores que participaron en el equipo solamente un partido, que recorrió los hogares de Guadalajara en busca de historias, que pasó ocho años investigando, que pasó horas y horas metido en las hemerotecas de Ciudad Universitaria, que vendió su carro para publicar el libro, que contrató investigadores de otros países para tener las alineaciones completas de las giras de su equipo y que reunió a José Villegas, Rafael Márquez Lugo e Ignacio Calderón para la presentación de 100 Historias Inéditas del Rebaño Sagrado Volumen II”.

S.D: ¿Cómo surge la idea de hacer este libro?

Todo empezó por mezclar dos cosas muy importantes para mí: el amor al Guadalajara, y mi gusto hacia la investigación. Yo me considero un amante de lo que son las estadísticas y la historia de Chivas y el futbol mexicano en general. Siento que está muy vacío, perdido y desperdiciado ese lugar, casi no hay bibliografías sobre eso. A raíz de ahí, yo me dediqué a investigar el día a día del club, todas las noticias que existen del equipo desde el primero de enero de 1943 a la fecha. Escogí esa fecha para poder ir a la época profesional, cuando Chivas empezó su primer partido en Copa y después en Liga, mi investigación se basó en los periódicos Esto y El Informador.

Tardé cerca de 4 años en tener toda la investigación, pues en la tarde trabajaba en Televisa y no había suficiente tiempo. Sentía que faltaba mucha información y no podía quedarme sólo con los periódicos, así es que revisé varias fuentes y me fui a Guadalajara con los jugadores que aún quedaban vivos, una tarea muy complicada porque todos conocían a los miembros del “Campeonísimo”, pero faltaba recopilar la información pendiente entre 1943 y 1957, cuando llegó el primer título del equipo. Me fui a la casa de Tomás Balcazar y me quedé ahí como cuatro horas para que él me fuera señalando a los jugadores, sus nombres, cuanto tiempo jugaron, en que posición, etc.

Al principio mi proyecto era hacer una especie de “¿Quién es quién?”, poner a todos los jugadores de Chivas con sus goles, autogoles, expulsados, temporadas y todo, pero eso sale muy caro. Después pensé que en México a la gente no le gusta leer y la estadística es muy aburrida, así que preferí hacer algo atractivo, con poco texto y muchas fotos.

S.D: ¿Qué proceso seguiste para recabar tantos años de información?

Se tiene claro cómo se empieza. Buscar los periódicos es una tarea laboriosa porque en la hemeroteca de Ciudad Universitaria te dan tres máximo, y revisarlos toma de 3 a 4 horas. Cuando tú los terminas de consultar tienes que ir a dejarlos y solicitar otros, no es tan rápido, así es que el primer paso fue tener mucha paciencia, estamos hablando de 75 años de Chivas en cuanto a buscar material, eso en la hemeroteca es eterno.

Ya que consultaste, tienes que ir a una segunda fuente, el siguiente paso fue buscar más lejos y contratar investigadores de otros países como Honduras y El Salvador para que me trajeran información de cuando Chivas jugó por allá, por ejemplo la primera gira del equipo en el extranjero, que fue en Guatemala y Honduras, conseguí alineaciones completas de más de tres mil partidos, y aún así me faltan cerca de 70 juegos… de todo eso me tardé un año más.

S.D: ¿Se te complicó mucho encontrar colaboradores para escribir en tus libros?

No mucho, porque ya los conocía por el trabajo. Fue una relación de amigos, yo me llevo muy bien con todos ellos. Busqué personas que desde el principio creyeran en el proyecto confiaran en mí, caso de Javier Sahagún. Escogí gente que le fuera a Chivas, todos los que escriben son aficionados del equipo, ese era el requisito.

Para el primer volumen, la historia de Ramón Ramírez fue lo más difícil. Él y yo ya nos habíamos puesto de acuerdo para que hiciera su historia, pero Eugenia Valdéz, ex-jefa de prensa de Chivas no se lo permitió, nos quedamos atorados y entonces Javier Sahagún escribió algo de Ramón y el texto lo rellenamos con sus citas.

S.D: ¿Cuál fue el mayor reto a la hora de realizar el libro?

Hacer el primer volumen. Ahora en la presentación del segundo hubo muchas personas y medios, pero en el primero era mi familia, la familia de los jugadores y quince personas más, porque era desconocido. Que pocos creyeran en el proyecto fue lo más complicado.

La distribución también ha sido complicada porque yo decidí que si es un proyecto independiente entonces tiene que serlo por completo, las librerías te piden el 35-40% de cada libro.

S.D: ¿Por qué decidiste publicar el libro por tu cuenta?

Cuando toqué puertas en las editoriales primero me decían “no, es marca Chivas y no queremos problemas con Vergara, no nos interesa”, y lo otro es que a los autores se les da muy poco, a mí me ofrecían el dos por ciento por cada libro vendido, entonces yo decidí hacerlo por mi cuenta, crear mi grupo de trabajo, conseguí una diseñadora, correctores de estilo, un préstamo, y así salió el primer tomo.

Este es un libro de amor, amor de amigos, que me ayudaron con todo.

S.D: ¿Alguna vez buscaste el apoyo de la directiva de Chivas?

Nunca les interesó. Con Rafael Ortega tuve un acercamiento y el día de la cita me dejó plantado. Nunca vi seriedad. El único que realmente se me acercó pero nunca hubo un entendimiento fue Michel Leaño.

Pasó algo muy chistoso, cuando salió el primer libro supe que estaban desesperados pensando que yo había hablado mal de Jorge Vergara, ese era su verdadero interés, pero yo no toco temas de la directiva, son puras historias de jugadores. Jamás tuvieron un interés real.

S.D: ¿Por qué crees que no les interesó un libro que hable de la historia de su equipo?

Para mí la respuesta es muy sencilla, no es un mal de Vergara, sino del Futbol Mexicano en general, no hay interés por rescatar la historia.

Un miembro de la Federación cuyo nombre no recuerdo se me acercó para felicitarme por el primer libro, yo le dije que si existía la posibilidad de hacer algo en conjunto y jamás hubo otro acercamiento.

No es como en Argentina, Inglaterra o España, que cada equipo tienen personas que se encargan de hacer estadísticas, aquí lo único que manejan es información de los últimos 15 años, pero no van más allá.

S.D: ¿Te ayudaron en algo los jugadores del actual plantel?

Esa es la diferencia con el libro uno, y es donde veo la apertura de Chivas, parecía que estaban encerrados, en el primer volumen nadie del equipo actual colaboró y casi ni sabían de su existencia. En este tomo Salcedo me regaló fotos y hasta teníamos pensado hacer algún libro especial en caso de que ganaran la Copa, llené cuatro páginas con fotos del público y de jugadores actuales, ya que no tenía los derechos para usar otras.

S.D: ¿Cuál es el legado de tu libro a la comunidad de Chivas?

Las fotos inéditas y el rescate histórico de los jugadores.

Entre los dos libros hay casi 600 fotos que estaban ahí guardadas, creo que salvarlas fue algo muy importante.

La otra cosa es hacer que no olviden quienes hicieron histórico al equipo, creo que eso es lo que le hace falta a la actual directiva, que se acerquen a las personas que le dieron grandeza al Guadalajara, eso es lo que yo intenté hacer, y ellos amablemente me abrieron las puertas. Rescato anécdotas de jugadores que triunfaron con el club, pero también pongo de elementos que duraron uno o dos partidos.

S.D: ¿Cuál es tu historia favorita de los libros?

Me gusta mucho la primera historia, con la que arrancó el libro, la de Vicente González, quien fue portero de Chivas antes de que llegara Jaime Gómez, pero se marchó a Puebla cuando perdió el puesto. En la última jornada del campeonato, Chivas necesitaba ganarle al Puebla de visita por cualquier marcador para ser monarca, ese día el arquero sacó absolutamente todo. Cuando se acabó el partido, Vicente se puso a llorar porque sabía que le había quitado el título al equipo de sus amores.

S.D: ¿Cuántos libros del volumen dos se han vendido hasta el momento?

Sin hacerle al mago, van 300 libros, ha tenido muy buena respuesta.

S.D: ¿Cuál es el siguiente proyecto que tienes en mente?

Voy a reimprimir el volumen uno, me lo han pedido mucho. También quiero hacer 100 fotos inéditas de Chivas y el famoso “¿Quién es quién?” que te platicaba hace rato.

S.D: ¿En dónde se puede conseguir el libro?

En el Distrito Federal, el libro está en venta en los siguientes puntos.

historias rebaño

El esfuerzo de Joel le valió el reconocimiento de los rivales, las cuentas no oficiales del América y Atlas lo felicitaron por su logro de documentar el día a día del equipo de sus amores, ese, que para él, ya no es el mismo de antes.

“A mí lo que más me preocupa del Guadalajara es que los jugadores ya no quieren ir, se ha perdido la grandeza de Chivas, ya no pesa la camisa del equipo. Muchos se molestan, pero para mí, Chivas se ha aburguesado, se ha vuelto un poco fresa, ya no es más el equipo del pueblo. Antes eran humildes, sencillos, y a raíz de Vergara siento que ha cambiado eso, antes a casi nadie le caía mal Chivas, el equipo odiado era el América, y ahora ves que ya no es así, la soberbia de Vergara ha causado enemigos”.

historias rebaño1

Las generaciones pasarán, jugadores van y vienen en el equipo Rojiblanco, pero pueden estar tranquilos de que ni uno solo será olvidado, pues Joel González Romero, fanático de Chivas, coleccionista de playeras, amigo de ex-jugadores, escritor independiente y amante de las estadísticas estará ahí, resguardando su legado y convirtiéndolo en libro para que los demás los recuerden, esas son las “100 Historias Inéditas del Rebaño Sagrado”.

@sr24_182/@sopitasdeportes

Estamos hablando de:

Alberto Lati chivas

Notas relacionadas

Comentarios