Deportes

¿Es el adiós de Rafael Nadal?

No sabemos qué pasa en este momento por la cabeza de Rafael Nadal. Su abuelo acaba de fallecer, cayó de inmediato en el US Open y cerró su peor temporada en la historia al irse con las manos vacías en los cuatro Grand Slam.

¿Qué tiene? ¿Dónde quedó esa garra? ¿Lo volveremos a ver en la cima de la ATP? ¿Está peor física o mentalmente? Todos esos cuestionamientos vienen a nuestras cabezas cuando vemos a este hombre irse derrotado.

Pasa en el futbol y el dominio absoluto de equipos como el Barcelona. En la Fórmula 1 y el apabullante paso de Lewis Hamilton. Aburren. No dejan paso a la sorpresa y a lo que pueden demostrar lo demás, quienes lastimosamente quedan en el olvido.

Así es Rafa, un hombre que lo ganaba todo a placer, con esfuerzo y sudor, siempre con una sorpresa bajo la manga. Podía aplastar o ser aplastado, pero siempre tenía la victoria en la bolsa. Hacía sufrir a propios y extraños de una forma exquisita.

La historia que vive hoy el manacorí parece sacada de una novela, en la cual un hombre es despedido de su empresa, recorre las calles con maletín en mano y se pregunta en todo momento si será el fin de su carrera. ¿Será eso lo que piensa el español?

rafa nadal us open adios

El deporte es cien por ciento de rachas, a veces se está arriba y otras abajo. Hoy el español no puede estar peor. Decidió arriesgar, ser un tenista rocoso y fracasó. Tiene que replantear y volver a comenzar.

Muchos aseguran que cambiar su estructura fuera de lo que es él sería una gran opción: cambio de entrenador, preparadores físicos, raqueta, dinámica de entrenamientos. Todo lo sentaría bien.

Después de decir adiós a Roland Garros, de caer contra un Top 100 en Wimbledon, de no saber qué pasó en Australia y de desplomarse en Flushing Medows, en cierta forma todo es oscuro y borroso para Nadal, pero hay que jugarle chueco a la mente.

Grandes hombres han asegurado estar acabados, la prensa los ha hundido, pero al final vuelven y con creces. Nadal tiene que levantarse, seguir sin rendirse y acabar con las penumbras que hay dentro. Nadie quiere enfrentarse a sus fantasmas, a su triste realidad, esa que te expone, que te desnuda y te deja vulnerable, Rafael Nadal Parera volverá.

Carlos Reyes / @soy__carlos / @sopitasdeportes
Comentarios