Sigue la corrupción entre el gobierno y OHL; detienen a abogado que denunció el fraude

La empresa española Obrascón Huarte Lain (OHL) ha sido desde hace varios años la favorita del PRI; tan solo en el 2013, el 75% de los ingresos de esta empresa fueran dados por el gobierno del Estado de México. Uno de los negocios donde ha sido muy obvia la corrupción de este dueto, fue en el Circuito Exterior Mexiquense, una obra que cuesta 350 millones de dólares, es decir cuatro veces más de lo que estaba previsto.

Además de este caso, el gobierno de Peña ha seguido favoreciendo a esta empresa dándoles millones y millones de pesos en proyectos, y casualmente que dos de los peces gordos de OHL ya están en Pemex haciendo negocios con su antigua empresa.

Lee más de OHL, Peña y la Reforma Energética

Ante todas estas corrupciones, la empresa Infraiber comenzó una denuncia donde acusan al Gobierno del Estado de México junto con la empresa española Obrascón Huarte Lain (OHL), de mantener negocios corruptos donde se favorece a la empresa privada.

¿Qué es el Infraiber?

Infraiber es la compañía que el gobierno del estado de México contrató para monitorear el aforo vehicular en  las autopistas y a la que luego le canceló el contrato. Ellos se han encargado de denunciar las irregularidades de los contratos entre OHL y el Estado de México.

Infraiber denuncia que desde junio de este año, OHL no ha invertido ni un solo peso en el proyecto Circuito Exterior pero si ha obtenido ganancias, además de que se les ha extendido la concesión y han aumentado las tarifas para “recuperar su inversión” aunque la empresa ya recuperó esto hace muuuucho. Todo esto apuntaría a un fraude.

Estos negocios se han hecho aún más sospechosos después de que se filtraran varios audios en YouTube donde se escucha a empresarios de OHL hablando de sus millonarias ganancias y sus turbios negocios, con distinguidas figuras de nuestro país, como el director de Pemex o, en la más reciente grabación, con el  Secretario de Comunicaciones y Transportes, Genaro Ruiz Esparza, donde éste asesora al entonces vicepresidente de OHL México, Pablo Wallentin, para ver la forma en la que pueden atorarse a Infraiber.

Infraiber ni tiene como defenderse porque no hay acción contra el gobierno del estado, porque no hay nada que le haya dado derecho a Infraiber, porque no se firmó con OHL ni se ha firmado, entiendo, con ningún otro concesionario”.

Si de por sí esta situación ya era suficientemente macabra, el lunes la PGR detuvo a Paulo Diez, el abogado de Infraiber que denunció todas estas corrupciones. Supuestamente lo agarraron como testigo por haber escuchado una plática pero ahora dicen que es por portar un arma ilegal, que según Rodrigo Diez, el también abogado y hermano de Paulo, la misma policía “sembró” el arma.

Paulo Diez lleva tres días detenido y todavía nisiquiera han recabado su declaración ni se le haya fijado una fianza por lo que su abogados quiere poner un amparo.

Ah, y por si les quedó hígado: OHL sí cobra a los conductores del Circuito Exterior una mayor tarifa por unos sistemas que nunca se instalaron, pero el estado de México decidió clasificar como información reservada por 9 años el destino de estos recursos… dejen volar su imaginación para saber donde estará ese dinero ahora.

***FUENTE: Animal Político, Sin Embargo, El País.