En Europa pagan el tiempo que tardas en llegar a tu trabajo

¿Ustedes cuánto tiempo hacen camino al trabajo? Los que tienen mucha suerte se echarán media hora, pero probablemente todos estén arriba de una hora; una hora de ida y una hora de vuelta diario, cinco veces a la semana, cuatro semanas al mes… es decir: 2 x 5 x 4 = 40 horas al mes aplastados en un transporte. ¿Qué pasaría si les pagaran extra por las horas que hacen en sus trayectos?

Pues la Corte Europea ha declarado el día de hoy que para todas aquellas personas que no tengan un lugar fijo de trabajo, las horas que hagan de camino para reunirse con su primer cliente y para volver de regreso a sus casas, será remunerado.

Los jueces dijeron:

“dado que los desplazamientos son consustanciales a la condición de ese tipo de trabajador, el lugar de trabajo de estos trabajadores no puede reducirse a los lugares de intervención física en los domicilios o establecimientos de los clientes del empresario”.

¿Y en México cuándo implementarán una ley así?

Todo empezó por el caso de dos empresas- Tyco Integrated Security y Tyco Integrated Fire & Security Corporation Servicios- que se dedican a instalar alarmas en varias estados de España y en 2011 cerraron las oficinas estatales y adscribieron a todos los empleados en las oficinas centrales de Madrid pero se quedaron sin oficina física, sólo van a trabajar directamente a las casas de los clientes donde instalan sistemas de seguridad.

Para ir a los domicilios a trabajar les dieron coches y se consideraba que “entraban” a trabajar cuando llegaban a la primera casa del cliente y “salían” cuando se iban de la última casa, pero todo esto cambió ahora con las nuevas medidas ya que el Tribunal defiende que:

“Si un trabajador que ya no tiene lugar de trabajo fijo ejerce sus funciones durante el desplazamiento hacia o desde un cliente, debe considerarse que este trabajador permanece igualmente en el trabajo durante ese trayecto” .

Imagínense que todos esos trayectos entre masas de gente en el metro fueran pagados y que cada coyotito en el pesero nos dejara una lana, se vale soñar.

Comentarios