Las orejotas de un niño chino lo salvan de la muerte!

Y en la nota idiota del día:

En alguna remota provincia de laChina, antes comunista, ahora “pragmatica”, un niño de seis años llamado Ming Ming se salvó de caer desde una ventana a más de ocho pisos de altura gracias a que proverbialmente su cabeza quedo estancada entre un par de varillas de acero.

Los gritos del niño suspendido a más de 15 metros de altura alertaron a los transeuntes, hasta que alguno de ellos, con la suficiente iniciativa, informó vía telefonica a los servicios de emergencia y finalmente el niño fue rescatado mientras colgaba unicamente sujetado por la orejas a un par de varillas.

Vía: Daily Mail.

Estamos hablando de:

China
Comentarios