Figo, el traidor del Barcelona

Esta historia siempre sale a relucir cuando Barcelona y Real Madrid se enfrentarán en el Clásico Español. Luis Figo es uno de los personajes más recordados de esta rivalidad y no por una buena razón.

Su paso del club culé al merengue le provocó el odio eterno de los seguidores catalanes. En el año 2000 el portugués dejó el Barcelona y pasó a la Casa Blanca en un movimiento que algunos consideraron hasta asqueroso.

Digamos que es una ley no escrita en el deporte: jamás puedes jugar con el equipo rival. Pero a Figo le valió.

El Barcelona tampoco salió perdiendo mucho que digamos. Sí, dejó ir a uno de los mejores futbolistas de esa época, pero se metió al bolsillo 60 “nada despreciables” millones de dólares.

Años después, el portugués explicó que se fue al Madrid por una cuestión de “prestigio”. Además, le sumó que en el Barcelona no lo trataban del todo bien.

Los años han pasado, pero esto no se perdona. Al final ambos equipos siguieron sus rumbos y sólo la opinión pública puede decidir a quién le fue mejor, a Figo o a el Barcelona sin él.

seguir sopitas deportes

Comentarios