¿Por qué debe importarte (y mucho) si el Banco de México aumenta la tasa de interés?

Nuestros amigos del Banco de México (o Banxico, para los cuates) decidieron elevar las tasas de interés del 3.75% al 4.25%, según ellos porque quieren evitar una “afectación” económica en el futuro del país.

Ah, pero no crean que es porque en México estemos mal, no. Estos ajustes se realizan para BLINDAR nuestra economía de las fluctuaciones en los mercados mundiales, como los bajos precios del petróleo o la salida del Reino Unido de la Unión Europea.

Pero, ¿no que no nos afectaba el Brexit?

andrea-legarreta-meme-brexit

Aunque volviendo al punto, a todo esto… ¿qué son las tasas de interés y cuál es la relevancia de que Banxico las haya elevado?

¿No se supone que mientras mayores son los intereses, más dinero se gana? En realidad sí, pero ese dinero se lo gana el banco (o quien sea que te otorgue un préstamo) y a ti, querido sopilector, te cuesta más —tiempo, dinero y esfuerzo— cubrir tu deuda cuando esas tasas se elevan.

“Las tasas de interés son el costo que el banco central de un país le cobraría a los bancos por prestarles dinero, mismo que ellos usan para prestarlo a los usuarios”, nos explica Sofía Macías en su blog Pequeño Cerdo Capitalista. “A su vez, la tasa de interés es lo que el banco central le paga a los inversionistas por meter su lana a los instrumentos de deuda gubernamentales como los Cetes, los bonos en México, o los bonos del tesoro de EU”.

Breaking-Bad-What-Meme

O sea, si tú inviertes tu dinero en Banxico, ellos te pagan intereses de acuerdo a la tasa que determinen, mientras que Banxico gana dinero al prestarle a los otros bancos.

La otra parte del negocio es cuando los bancos te prestan dinero a ti (para una casa, un coche o con una tarjeta de crédito, por ejemplo). Ellos ganan más dinero al cobrarte los intereses, por lo que si Banxico les sube la tasa de interés, los bancos aumentan la suya y tú debes pagar más por un crédito.

Por el contrario, cuando Banxico baja su tasa de interés, los bancos pueden cobrar menos por un préstamo —algo que nunca sucede—… peeeeero, eso también significa que quienes invierten su dinero en el gobierno ganan menos rendimientos.

Dinero-Supersonicos

Así que Banxico debe encontrar un balance entre mantener un nivel de consumo que movilice la economía (con tasas de interés más bajas) y ofrecer ganancias atractivas para quienes invierten su dinero ahí (con tasas de interés más altas).

Por eso es importante saber que cuando el Banco de México reduce o aumenta su tasa de interés sí te afecta en la vida real, porque eso significa que podrías pagar más dinero (o tal vez menos, jajaja, NOT) por un crédito.

En el último medio año, Banxico ha elevado su tasa de interés tres veces. De 3.00% a 3.25%, en diciembre de 2015; de 3.25% a 3.75%, en febrero de 2016; y, por último, de 3.75% a 4.25% en junio de 2016.

Si quieres leer un ejemplo real sobre la influencia de las tasas de interés, en su blog Sofía Macías tiene uno bien bueno (que además te ayudará a entender cómo afectan al dólar).

Es más, si quieres, la puedes seguir en su cuenta de Twitter (@PeqCerdoCap) y dejar que sus dosis diarias de consejos te ayuden a entender mejor estos rollos financieros, que en realidad no son tan complejos.

Dinero-Robin-Hood-Unicornio