YouTube ya no pagará igual y los youtubers pierden el control

ACTUALIZACIÓN 02/09/2016

YouTube aseguró, mediante una declaración compartida a los medios de comunicación, que sus políticas de remuneración no cambiaron, sino que el cambio ocurrió en la forma en la que los youtubers pueden apelar en caso de que algún video sea excluido del programa de obtención de ingresos.

A continuación, se reproduce su mensaje íntegramente:

“Nuestras políticas de monetización de los contenidos no cambiaron. Recientemente mejoramos las notificaciones y el proceso de apelación para asegurar una mejor comunicación. Históricamente sólo el 1% de los videos de creadores se han desmonetizado a causa de nuestras políticas de contenido. Lo único que cambió es que, ahora, los creadores pueden apelar de manera más sencilla”.

¿Será que la reacción, expresada en redes sociales, de esos creadores de contenidos era una exageración?

 

***

 

YouTube hizo un anuncio que le cayó como balde de agua fría a cientos de ‘youtubers’. El sitio de videos más popular del mundo lanzó el 1 de septiembre una serie de nuevas reglas para los videos que suben los usuarios que participan en su Programa de Obtención de Ingresos.

Soraya Montenegro reacción

Esta noticia destruyó el alma (por así decirlo) de los ‘youtubers’ que son parte de dicho programa, pues según la interpretación que ellos hacen del mensaje que les envió YouTube, de la noche a la mañana la plataforma decidió ponerse un poco… uhmmm… estricta con los requisitos que deben de tener los videos de estos usuarios.

En capturas de pantalla de los mails que recibieron de Google, dueña de YouTube, los creadores exponen al mundo las reglas que los pusieron de cabeza y que aplican para determinar qué clase de contenido se considera “inadecuado para anunciantes”. Entre las cosas que podrían hacer que un video no sea monetizable se incluye:

  • Escenas de carácter sugerente, incluidos desnudos parciales y humor verde (chistes con referencias sexuales).
  • Violencia, incluidas imágenes de lesiones graves y acontecimientos relacionados con el extremismo violento.
  • Lenguaje inapropiado, incluso el acoso, las obscenidades y el lenguaje vulgar.
  • Incitación a la venta, el consumo o el abuso de drogas y sustancias reguladas.
  • Acontecimientos y asuntos controvertidos y delicados, como conflictos bélicos o políticos, desastres naturales y tragedias (aunque no aparezcan imágenes explícitas).

 

Por supuesto, después de leer esto miles de personas reaccionaron así:

Rihanna sorprendida

YouTube informa que estos videos sólo dejarán de ser monetizables bajo las reglas de su Programa de Obtención de Ingresos, más no que darán de baja el video.

A pesar de esto, tanto los ‘youtubers’ afectados como sus seguidores manifestaron sus quejas en Twitter a través del hashtag #YouTubeIsOverParty. Aquí una muestra del caos que se armó:

Estamos hablando de:

YouTube youtubers