Comienzan arrestos a los payasos macabros de Estados Unidos

Hace ya un tiempo, trajimos noticias de que un ejército de sujetos disfrazados de espeluznantes payasos había invadido varias zonas de Estados Unidos, comenzando por el Condado de Greenville. Incluso se reportó el caso donde uno de ellos se estaba llevando a algunos niños a un bosque, y hasta Stephen King comenzó a preocuparse por lo que está ocurriendo.

Pero la cosa no termina ahí, porque la situación no se ha calmado. Según lo que ha publicado The New York Times, se trata de todo lo contrario, los payasos diabólicos están haciéndose cada vez más populares y su población en Norteamérica está creciendo. Tan lejos ha llegado la tendencia, que actualmente los reportes de crímenes perpetrados por estos individuos han ido en constante aumento.

Jurassic Park - GIF

En las últimas semanas, ya se han registrado 12 arrestos a personas con disfraz de payaso, que enfrentan cargos por reportes falsos de amenazas y acoso a otras personas. Otros casos están asociados con el miedo causado a los niños, bromas de adolescentes y muchos otros otros incidentes. Pero la noticia más polémica conocida hasta ahora, es la de una muerte vinculada con estos sucesos.

Escena de un crimen

La horrible fiebre de los payasos se ha extendido por los estados de: Alabama, Georgia, Maryland, Nueva Jersey, Carolina del Norte, y Pensilvania. El número de reportes criminales -tanto falsos como verdaderos- es tan alto, que las autoridades encuentran muy difícil verificar su legitimidad.

¿Cuál puede ser la razón por la que estos casos estén dándose tan frecuentemente? Algunos expertos han hablado y dicho que, por un lado puede tratarse de un caso descomunal de histeria, donde los miedos sumados con otros sentimientos son transmitidos de un individuo a otro. También se especula que las masas tengan la necesidad de participar en un evento que sea reconocido a nivel global.

Payaso Horroroso - GIF

Vaya modas, ¿no?

Como conclusión, podemos decir abiertamente que la gente está empezando a seguir una tendencia muy descabellada y que las cosas ya están tomando un rumbo peligroso. En un principio, todos pensábamos en personas disfrazadas de payasos y decimos: “Uh, ¡que miedo!” Pero conforme pasa el tiempo y comienzan a haber daños a la moral o la vida de las personas, todo dejó de ser divertido.