Niegan en Edomex que el pasto fuera retirado del trayecto en Mexicable

El día de ayer se denunció a través de las redes sociales que el embellecido panorama de Ecatepec durante la inauguración del Mexicable sólo se trataba de una charada para que el paisaje luciera mejor durante el recorrido que realizaron el presidente Enrique Peña Nieto y el Gobernador del Estado de México, Eruviel Ávila.

Varias imágenes del césped artificial siendo removido tras el primer día de actividades del teleférico se volvieron virales. Pero no sean malpensados: la Secretaría de Infraestructura del Estado de México salió a aclarar que todos estamos errados y hablamos sin saber mientras negaron que el pasto fuera a ser retirado… aunque fue retirado.

mexicable-estado-mexico-mexicable-teleferico-pasto

Lo que señala la dependencia es que por las lluvias registradas en la semana previa de la inauguración del Mexicable, no se pudo colocar el pasto en su totalidad, aunque dejaron sobre la tierra el que ya estaba extendido. Según Homero Navarrete, director de Administración y Obra Pública, el césped restante está siendo colocado en las canchas ubicadas entre la estación Santa Clara y Hank González.

Además agregó que los medios de comunicación confundimos su acción con el retiro del material, cuando en REALIDAD sólo se trataba del enrollamiento del césped mientras se volvía a conformar la tierra y, claro, una vez que la superficie esté lista, procederán a colocarlo para “que pueda ser disfrutado por los habitantes de Ecatepec”.

mexicable-ecatepec-teleferico-cesped-pasto

En su comunicado, la Secretaría de Infraestructura del Edomex explicó que justito esta mañana, durante un recorrido por la zona, se podía ver a los trabajadores colocando la superficie sobre las dos canchas y con una retroexcavadora preparaban el terreno para la colocación definitiva del pasto.

 Se prevé que —una vez que la temporada de lluvias está llegando a su fin— la instalación del material y el pasto sintético quedé lista en un par de semanas. ¿Qué les parece? Todos habíamos pensado mal de las autoridades del Estado de México y resultó que sus intenciones no eran sino las mejores (¿verdad?).

Ya lo reza el antiguo adagio: “No hagas cosas buenas que parezcan malas”.

 

Comentarios