De último minuto Buccaneers triunfa sobre Panthers en el cierre del Monday Night Football

Otro Monday Night Football apareció para dar paso al choque entre Panthers y Buccaneers, los cuales tenían el objetivo de alumbrar su camino hacia el triunfo.

Ninguno de los dos equipos había podido salir bien librado en el inicio de la temporada y para el cuadro de Ron Rivera era importante ganar dentro del Bank of America Stadium y poder empezar a ver la luz de la División Sur de la Conferencia Nacional. Además acumulaban dos derrotas consecutivas y la mejora manera de superarlo era doblegar a los de Florida en casa.

Ante eso, Buccaneers llegaban con peores números, pues una seguidilla de tres encuentros perdidos los colocaban como uno de los peores equipos en la campaña y la caída ante Broncos por un horroroso marcador de 27 – 7 les quitaba cualquier ánimo de superarse. Solo les quedaba posicionarse dentro de territorio enemigo para tratar de ayudarse a mejorar su juego y responder adecuadamente en las siguientes fechas.

North Carolina Panthers 14 – 17 Tampa Bay Buccaneers

Apenas en el inicio del partido la ofensiva de Panthers dejaba todo en el suelo y la línea defensiva de los visitantes se hacía con el balón para adelantar algunas yardas. De esta forma, al llegar a zona de anotación no pudieron concretar el touchdown, hasta que Roberto Aguayo optó por conectar con su bota el gol de campo de los primeros tres puntos.

Tampa Bay contra Carolina

Después de una serie de castigos que ocasioban retrasos, ninguno de los contendientes podía pasar a última instancia.

Al llegar al segundo periodo, Cameron Artis-Payne se hizo de un doblete desde la primera y doceava yarda, respectivamente, lo que les daba la victoria. Sólo necesitaban aguantar los embates del rival para ganar 14 – 6 pero no pudieron resistir el ataque de Evans, al acarrear 26 yardas el ovoide para empatar el marcador.

Buccaneers versus Panthers Monday Night

La ausencia por lesión de Cam Newthon estaba pesando al equipo local y Derek Anderson dejaba muchas deudas sobre el terreno de juego. A solo 17 segundos de finalizar el partido, la línea visitante obligó a cerrar el ataque justo frente a la zona final y nadie más que el Aguayo para marcar los últimos puntos que le daban la victoria a los Buccaneers.

De esta forma los de Tampa Bay consiguen una bocanada de aire fresco después de obtener su única conquista desde hace un mes.

Pleca - Sopitas Deportes.

Comentarios