Cybathlon: la nueva competencia de los atletas biónicos

La mejora en la tecnología ha permitido que las discapacidades para los seres humanos sean cada vez menores y para demostrar el apoyo que pueden brindar estas nuevas invenciones, se celebraron los primeros ‘Juegos Biónicos’, que son para los atletas que emplean algún tipo de asistencias biónica.

Durante estos eventos tuvimos la oportunidad de observar brazos biónicos, prótesis robóticas, computadoras que podían controlar el cerebro o hasta sillas de ruedas con más potencia de lo habitual. Sin embargo, los organizadores no quieren que se relacione con los Juegos Paralímpicos, porque la intención no es la de competir, sino el de descubrir como se puede ayudar a las personas que tienen ciertas discapacidades a mejorar su vida.

En total participaron 66 equipos, que estaban conformados por atletas y expertos en la tecnología. En el evento que se llevó a cabo cerca de Zurich, Suiza se realizaron 6 diferentes competencias. Carrera de obstáculos con prótesis de piernas motorizadas, carrera de obstáculos con silla de ruedas motorizadas, carrera de bicicleta con con estimulación eléctrica muscular, competencia de videojuegos potenciada por el cerebro a través de un ordenador, carrera de exoesqueletos y agilidad de prótesis en el brazo.

 

Philip Wipfli, competidor suizo que participó en la carrera de exoesqueletos, le comentó a BBC que fue una experiencia inolvidable y que superó todos su límites. “Fue como subir una montaña o correr un maratón”.

Una de las pruebas de agilidad de prótesis en el brazo, consistía en tomar diferentes prendas y colgarlas en un tendedero. Este ejercicio es de vital importancia para los científicos porque pueden entender como desarrollar mejoras para que las personas puedan tener mayor sensibilidad en las prótesis.

 

“Encontrar esa tecnología (la de sensibilidad), sería lo ideal”, mencionó Martin Wallace, gerente de Steeper, una de las compañías que se encargó de realizar los brazos biónicos que se usaron en las competencias.

De acuerdo con El Economista, la Universidad de Politécnica de Zurich y el Centro Nacional de Competencia en Investigación Robótica de Suiza, fueron los encargados de promover estas competencias, con la intención de alcanzar tres objetivos primordiales: reunir a los desarrolladores de la tecnología con las personas con discapacidad, hacer herramientas para un público más amplio y mejorar la comunicación entre las Universidades y la industria.

Esperemos que este tipo de competencias continúen y puedan ser vistas en más países. Porque es importante que se entienda todo lo que la tecnología puede hacer por nosotros.

 

Foto: Cybathlon

Pleca - Sopitas Deportes.