Y sigue esa onda de los payasos: detienen a 5 “diabólicos” en Querétaro

Por más guamizas y corretizas de las que han sido objeto los émulos de Cepillín, siguen (y seguirán) apareciendo más y más cábulas maquillados en busca de su dosis de fama, caso de la media decena de payasos que fueron  detenidos por las autoridades queretanas. Aquí su nada emocionante historia.

Según reporta El Universal, pese a la alerta casi mundial por la ola de apariciones de payasos gandallas que nomás se dedican a espantar a la gente, a cinco chamacos se les hizo buena idea disfrazarse de payasos y sembrar el terror entre la pasible gente de Querétaro… como era de esperarse, las llamadas al 066 para reportar la presencia de “payasos diabólicos” no se hicieron esperar y bueno, pues detuvieron a los susodichos.

Para más ridículo, las autoridades queretanas comentaron que los menores ni siquiera eran de la región: se tomaron la molestia de viajar desde Guanajuato hasta Querétaro para realizar sus videos en los que se les viera molestando a los habitantes. Toda una sensación.

En fin, como sea, los payasitos deben estar agradecidos de haber sido agarrados por los uniformados y no por gente que en ese Estado está convocando a una “cacería de payasos”. Según la comunidad de payasos del municipio de Querétaro (la cual hasta ofreció rueda de prensa) han pedido a las autoridades mayor seguridad, esto ante el temor de ser masacrados en cualquier momento… el más anunciado, el próximo 31 de octubre.

 “Ese día saldremos a recorrer todo Querétaro para limpiarlas de Payasitos cagazones y golpearlos para que ya no se anden con mamadas”, señala la amable invitación hecha a través de Facebook, la cual ya ha recibido respuesta por al menos 50 mil personas ávidas de quitarles las coquetonas sonrisas a los payasos a base de guamazos.

Ahhh, pero bueno, regresando con los cinco detenidos, fueron puestos a disposición  del Juzgado Cívico, acusados de escandalizar en vía pública y cometer delitos contra el buen humor. Bueno, el último no, pero deben entender que ya no es gracioso… es más nunca lo fue.

*Vía El Universal
Comentarios