El hard rock de Railrod en el #MartesDeEmergenciaNacional

Ni el Día de Muertos detendrá a nuestro ya tradicional #MartesdeEmergenciaNacional para que dediquemos un espacio a las nuevas propuestas musicales de nuestro país que nos darán de qué hablar durante mucho tiempo.

Los protagonistas de esta semana son los chicos de Railrod, la banda encargada de abrir el último concierto de Aerosmith en México, el pasado jueves en el Arena Ciudad de México. Una gran responsabilidad para la que estuvieron preparados desde el principio, muy seguros de sus habilidades en el escenario, que han estado desarrollando durante el tour promocional de su primer álbum The Rise of the Hermit.

 

railrod-arena-ciudad-de-mexico

 

Para conocer un poco más de este proyecto, platicamos con Oscar Estrada –vocalista y guitarrista– mejor conocido como Os, quien nos reveló varios detalles que lo llevaron a crear su propia banda de rock and roll, desviándose del camino experimental que ha tomado la música actual.

Railroad comenzó en 2014, luego de que Oscar se inspirara en una de sus compañeras de la universidad para escribirle un par de líneas, que fueron tomando forma hasta crear la letra del tema “Girl Let Me Love You”, convirtiéndose en el primer single oficial, dando paso al inicio de su carrera como músico.

 

“Yo estaba en la universidad, me enamoré. Yo tenía por ahí aventados tanto los acordes como el riff principal, pero ninguno me latía lo suficiente para continuarlo como una canción. Llego un momento en el que yo estaba sentado en clase al lado de esta chica y empecé a escribir la frase ‘long blond hair’. La inspiración fue voltearla a ver y todo esto que me provocaba escribirlo sobre mi libreta, y fue ahí donde practicante también me hice vocalista, porque como yo nunca había escrito nada, la única voz con la que imaginaba mis palabras era con la mía. Más o menos imaginando la melodía recordé estas partes que ya tenía y así entre la parte instrumental”.

 

 

Los antecedentes de la banda se remotan a todos los problemas que rodeaban la vida temprana de su líder, como rupturas familiares y trastornos alimenticios de los cuales encontró refugio en la música. Desde la primera vez que vio a Jimmy Page tocando la guitarra en “Stairway to Heaven”,  decidió que quería entrarle al mundo del rock, influenciado por agrupaciones clásicas.

 

“Tengo una deuda con el rock and roll, es tan grande que por eso me he obsesionado en saldarla en algún momento para que alguien que está en la misma situación que yo, pueda sentir mi música como una especie de apoyo, o canciones para llorar, reír, dedicársela a la que gusta y demás”.

 

Detrás de este proyecto se encuentra Oscar Estrada en la guitarra y voz, Hector Fernandes con la guitarra rítmica, un bajo cortesía de Santiago Marquez y las potentes percusiones de Rod Equivel. Y a pesar de llevar poco tiempo en los escenarios, tienen una misión en claro, “crecer lo suficiente para influenciar a más personas para que sigan el camino del rock and roll, retomando ese sonido groovie pero a la vez agresivo y bastante retro”.

“Dream On” de Aerosmith fue una canción bastante importante en la vida de Oscar, por lo que la oportunidad de abrirle a esta banda lo ayudó pensar a un futuro, buscando presentarse en algunos de los festivales de música que se han expandido por todo el país, o la oportunidad de trabajar junto a otros de los grandes.

 

 

Mientras la escena nacional se esfuerza por crear sonidos nuevos experimentando, Railrod retomó una escena que no ha tenido muchas oportunidades últimamente, para continuar con el legado de un gran género que se niega a morir con el paso de los años, buscando adaptarlo a las nuevas tendencias.

 

“Sentimos que hacía falta mas rock and roll, a mi me da mucho pesar escuchar a Gene Simmons decir que el rock está muerto, yo creo que no. Últimamente hemos tenido menos apertura para este género ya que cuando viene Aerosmith se llena cañon, y derrepente te encuentras una banda local que toca muy bien con un cover de $20 pesos en el Caradura, y nadie los va a ver. Estamos retomando el arma más poderosa que ha existido entre las décadas, porque a final de cuentas el Rock and Roll siempre ha servido para dar un mensaje como ‘The Wall’ de Pink Floyd”.

 

Para finalizar, le pedimos a Oscar que nos diera su opinión sobre todos esos proyectos que prometen mucho pero terminan por dejar las cosas a medias, o rendirse a la mitad del camino a falta de oportunidades o éxito inmediato, y qué los orilló a luchar en contra de eso.

 

“A mi me ha tocado ver a una cantidad impresionante de gente que empieza desde cero y terminan llegando al éxito, yo creo que el estereotipo más grande a vencer en México es el que tenemos los mexicanos. Que no avanzamos y no podemos lanzarnos a lo grande, que no vale la pena arriesgarnos, porque eso afecta en cualquier sector, social, económico. Es fundamental lanzarse a hacer las cosas que te apasionan”.

 

 

Comentarios