Chivas TV: la herramienta de presión de José Luis Higuera

Por: @LUISRICARDOHR

A falta de unas cuantas jornadas para que terminara el Clausura 2017 , Chivas anunció su regreso a la televisión ante la sorpresa de ninguno. Absolutamente nadie se quedó perplejo con la vuelta del Rebaño a la caja idiota.  Todos sabíamos que Chivas iba retornar a la televisión en algún punto y el Rebaño volvió tras menos de un año de ausencia.

Es verdad que Chivas TV fue un proyecto que nació muerto; sin embargo jamás tuvo la necesidad de estar vivo.  Tras todas las declaraciones que ha hecho José Luis Higuera últimamente, si algo podemos concluir es que en Guadalajara todo se hace por dinero.  Irónicamente, un proyecto sin vida fue el que resucitó la economía del Rebaño en lo que refiere a derechos de transmisión.

La plataforma de streaming rojiblanca simplemente fue una transición y ya. Chivas TV no estaba muerto ni vivo, más bien era como una especie de zombie esperando ser resucitado por algo llamado televisión. Detengámonos a pensar tantito y veamos cómo es que el Guadalajara jamás pensó en Chivas TV como la forma definitiva de transmitir sus partidos.

Chivas TV sólo fue una herramienta de presión

En México hay millones de personas que no tienen acceso a internet, y aún para quienes sí tenemos la velocidad es paupérrima.  Entre 10 y 20 megas por segundo no es de ninguna forma lo ideal para disfrutar de la transmisión de un partido. Además, la velocidad máxima que tienes contratada la recibirás siempre que tu único dispositivo conectado al WI-FI sea en el que estás viendo el partido. Es decir que si un miembro de una familia de cuatro integrantes con un internet de 10 megas está intentado ver el partido al tiempo que otro ve Netflix y otro YouTube, la velocidad se reducirá a unos 4 o 5 megas, por lo tanto, la transmisión en HD no cargará o se trabará. Por si fuera poco, la plataforma no desarrolló ningún tipo de app para facilitar el acceso a ella.

Existen equipos que son considerados ‘del pueblo’ a nivel nacional. Atlante y Chivas son quizá los ejemplos más claros de ello. Los Potros sufren una crisis de identidad desde que se fueron a Cancún y dejaron a su gente en la capital mexicana. Si el Guadalajara se hubiera quedado nada más con Chivas TV, pronto sufriría de lo mismo.  No tengo estadísticas para probarlo pero no es una aseveración clasista sino una con base en experiencias propias. Un gran porcentaje de aficionados de Chivas fuera de Guadalajara no pueden pagar lo que cuesta una membresía anual de Chivas TV. Por lo que el movimiento de crear una plataforma de streaming parecía digno de Compumundohipermegared.

Tomando en cuenta lo anterior, entonces parece absurdo que el Rebaño haya decidido si quiera intentar que una plataforma de streaming funcionara. Pues más allá de que  vender 100 mil suscripciones de 3 mil pesos les dejaría 300 millones de pesos (menos la inversión para generar la transmisión) suficiente para sostener la plataforma. Si quiera intentarlo parecía conllevar demasiados riesgos, además de que significaba quitarle a tu afición más leal, esa que estuvo contigo aún cuando estabas por descender, la posibilidad de ver a sus Chivas.

Sin embargo, cuando esta controvertida plataforma vio la luz no sabíamos cuál era el verdadero motivo de su nacimiento.  En una entrevista con Cancha, José Luis Higuera, CEO de Chivas dio a entender que el anterior contrato de Televisa con el Rebaño  era muy desfavorable para el club y aún ahora les seguía afectando.

Esta decisión (firmar con TDN) no lleva mucha voluntad o mucha libertad, el contrato pasado que se tenía con Televisa, y lo he mencionado muchas veces, es muy complicado; había que hacer las cosas de forma muy inteligente, con mucho tiempo, sin prisa, para que no hubiera un posible litigio y algo que se saliera de contexto. Había que construir… (con estos acuerdos Chivas se libra de litigios)y de contratos viejos mal firmados, porque el de hoy es un nuevo contrato. Lo que fue muy interesante es que ahora logramos tener un contrato nuevo, de cero, acorde con lo de hoy. Hay que reconocer que Televisa estuvo dispuesto y con la apertura para aceptarlo. Hay que mencionar las cosas buenas.

MEXSPORT

Lo que la gente no ha entendido es que Chivas TV jamás fue un proyecto definitivo. Higuera y Jorge Vergara podrán salir a decir misa pero a los ojos del grueso de la gente sólo hay de dos. O Chivas TV fue un fracaso rotundo o su única intención fue ponerle un estate quieto a  Televisa. El mismo Higuera demostró con lo que dijo anoche en Fútbol Picante que el Rebaño jamás tuvo la intención de quedarse únicamente con su streaming.

Los que se quedan al final son Megacable y Dish. Me tomó ocho meses tratar de que hicieran una coalición para que pudieran tomar los derechos. Sé que Megacable no tiene buena relación con TelevisaEl proceso, y lo sabían los que participaron, Megacable, Dish participan y gana Fox en la negociación con conocimiento de causa de todo lo que íbamos a hacer

Chivas TV nació hace 11 meses  y hace ocho José Luis Higuera ya estaba negociando con distintos sistemas de televisión. Es decir que o Chivas TV fracasó tan rotundamente que apenas a los tres meses de su creación ya se estaba buscando como limpiar el desastre o como dije, la plataforma rojiblanca simplemente fue una herramienta de presión.

Lo bueno y lo malo del regreso a la TV

 Cuando el Rebaño anunció su separación de la televisora de San Ángel los más románticos del futbol aplaudieron esa decisión. Después de todo Televisa es la empresa dueña del América y en teoría representa TODO LO QUE CHIVAS NO. Por ello es que su regreso a la tv fue doblemente criticado pues volvieron a firmar con la empresa de Emilio Azcárraga al grado que José Ramón Fernández pidió que retiraran el palco con su nombre del Estadio Chivas.

Hace mucho tiempo que el futbol dejó de ser simplemente un deporte y se convirtió en un negocio. La cantidad de dinero que se mueve al rededor de todos los que conforman el balompié (incluidos los talentos de la televisión deportiva) sería imposible si los clubes manejaran sus derechos de transmisión con actitudes bohemias e idealistas. Aún así, Chivas pudo haber firmado con cualquier otra televisora, pero el acuerdo con TDN los sacó de un problema legal y les dio mucho dinero. No parece mala decisión y menos cuando de acuerdo a une estudio de 2015, el 56% de los hogares en México tiene cable.

Pese a que la mayoría de los aficionados al futbol reaccionaron de forma positiva al regreso de Chivas a la televisión, hubo ciertas fallas. Nada tan grave como que se fuera la señal y se quedaran transmitiendo una silla (pun intended), pero fue obvio el bajón en la calidad del video. En el primer partido hubo intermitencias en el audio y  por algunos cuadros la imagen se vio verde. Lo que TDN hace es retransmitir la señal de Chivas TV (con narración de TDN) por lo que ahora el streaming del Rebaño está más expuesto  ante cualquier fallo.

La esperanza para Chivas TV: The Hope

via GIPHY

Chivas es muy probablemente el único equipo en el mundo en ser el más popular en dos países diferentes: México y Estados Unidos. En tierras de Trump los derechos del Rebaño aún pertenecen a Univision pero no por mucho tiempo. Si el Guadalajara no renueva con dicha cadena ahí sí puede vender fuerte Chivas TV.

El internet en Estados Unidos tiene una velocidad promedio mucho más alta que en México y más gente tiene acceso a él. Además, el actual costo que tiene la temporada completa en México es bastante accesible para la economía de Estados Unidos. Del otro lado del ‘muro’ parece ser la única esperanza para Chivas TV, pues en México la gente que pagó por el servicio se siente ofendida porque ahora otros que no pagamos podemos ver los partidos in invertir un peso, pues de todos modos ya pagábamos la factura del cable. De igual forma, a José Luis Higuera no lo contrataron para tratar bonito al aficionado sino para hacer negocios y si realmente la intención original jamás fue salir de Televisa, Chivas TV cumplió su propósito y con creces.

Pleca Instagram Sopitas Deportes

Comentarios