Noticias

‘I will make America great again’: los primeros 100 días de Donald Trump

Hoy, 30 de abril, se cumplen 100 días desde que  Donald Trump asumió la presidencia de Estados Unidos y hemos visto lo impensable en este periodo; en su mayoría amenazas que, por suerte, no terminan de cuajar, ya que necesita del apoyo del congreso y negociar para poder llevarlas a cabo, cosa que no le ha resultado tan sencilla como pareciera en un inicio. Eso sí, no hay duda que que las medidas que ha tomado, o al menos propuesto e intentado llevar a cabo, son extremistas hasta llegar al ridículo y lo enfermo.

Tan solo en nuestro país se encendieron las alarmas con la construcción del muro fronterizo y su necedad de que los mexicanos seamos quienes lo paguemos (construcción que cada vez se ve más lejana aunque él insiste); la deportación de migrantes (aunque ésta no ha sido mayor en números a la del gobierno de Obama); la amenaza de cancelación del Tratado de Libre Comercio, que ahora ya se transformó en una renegociación para alivio del hombre que vino a aprender; y los castigos a empresas estadounidenses y extranjeras que quieran invertir en México teniendo negocios con Estados Unidos, por mencionar las más sonadas.

Trump escalando el número 100
vía Twitter

El resto del mundo también se ha visto envuelto en el torbellino Donald Trump. Basta con mencionar la polémica orden ejecutiva de veto migratorio difundida en redes como #MuslimBan, el ataque contra Siria, su postura ante Corea del Norte, la salida de Estados Unidos  del Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica, sus relaciones de amor-odio con Rusia y China, llamadas telefónicas incómodas –por decir lo menos– con diversos mandatarios, y la lista podría seguir eternamente.

En Estados Unidos la cosa está igual o peor: sus fake news –con las que uno ya no sabe si reír o llorar– y el bloqueo a medios; el desmantelamiento del ObamaCare; el recorte a la ciencia y al medio ambiente vs el aumento al presupuesto; la anulación al apoyo de estudiantes transgénero;  y sus constantes expresiones de odio, nacionalismo exacerbado misoginia y racismo, son sólo algunas de las acciones y comentarios que han encendido a la sociedad estadounidense. Además cada vez menos gente pareciera apoyarlo pues no sólo ha tenido los niveles de aceptación más bajos de un presidente electo, sino que éstos cada vez bajan más. El descontento de la población ha sido visible desde antes de que asumiera la presidencia y va aumentando conforme pasan los días. Una de las marchas que más se hizo notar se llevó a cabo un día después de que tomara la presidencia, cuando miles de mujeres tomaron las calles en todo Estados Unidos para protestar contra su postura machista, ademas esta marcha fue replicada en otros países y en redes con el hashtag #WomensMarch.

Sin embargo, dentro de todo este caos, algo bueno ha traído su breve mandato: el despertar colectivo que parece ya no tener vuelta atrás, debido a que la sociedad mundial no ha vuelto al aletargamiento después de breves periodos  toma de conciencia, como suele suceder en muchas ocasiones. Desde que se anunció su llegada, las manifestaciones han estado a la orden del día, y no sólo en Estados Unidos sino en el mundo entero. El hecho de que sea un hombre tan viceral y que su forma de comunicarse sea inmediata –casi siempre a través de Twitter– y tan carente de ese lenguaje políticamente correcto al que nos tenía acostumbrados Obama y presidentes estadounidenses anteriores, nos hacen prestar más atención a sus discursos y cuestionarlos.

Hemos visto manifestaciones, reflexiones, columnas haciendo un balance de estos 100 días de su mandato. A través de las redes sociales se han difundido numerosas críticas, reseñas y burlas respecto a su gobierno y persona con el hashtag #100TrumpDays y #100DíasDeTrump. Músicos se han unido para crear conciencia de diversas formas, siendo el movimiento Our First 100 Days uno de los ejemplos más claros.

A pesar de todo Trump tiene su propia versión de las cosas…

Sólo queda respirar profundo y contar hasta diez porque aún nos quedan 1360 días de este controversial personaje al mando de Estados Unidos, eso si no es reelecto…

Comentarios