Gignac no recogió su medalla y Sosa, Dueñas y Vargas perdieron la cabeza

La mala nota de la final la dieron algunos futbolistas de los Tigres que demostraron que no saben perder.

En cuanto terminó el encuentro, Miguel Ponce, defensa de las Chivas que no jugó, le dio un golpe en la nuca a Jesús Dueñas y el mediocampista de los Tigres intentó devolver la agresión a Ponce, al grado de corretearlo hasta que fue detenido por algunos de sus compañeros, para evitar que se desatara una batalla campal.

Dueñas posteriormente compartió en sus redes sociales el video en el que es agredido, acompañado de una advertencia hacia Ponce cuando vuelvan a encontrarse.

Posteriormente, en la premiación, el francés André-Pierre Gignac se negó a subir al estrado por su medalla de subcampeón y se dirigió al túnel que conduce a los vestidores para interceptar a los árbitros y cuestionarles su trabajo.

Tigres
Foto: Getty Images

Por si fuera poco, cuando pasó por su medalla, el chileno Eduardo Vargas protagonizó un hecho bochornoso con Enrique Bonilla, presidente de la Liga MX, pues en cuanto el directivo le colgó la presea, el delantero se la quería retirar y Bonilla se lo impidió, con lo que se inició un forcejeo.

Y para cerrar, Ismael Sosa, cubriéndose la boca, también al encontrase con Bonilla, aparentemente le reclamó por el penalti que no le señalaron a Tigres en la agonía del encuentro.

En fin, que algunos futbolistas de los Tigres demostraron poca clase en la derrota, empezando por su jugador estelar.

Pleca Instagram Sopitas Deportes

Estamos hablando de:

Liga MX Tigres