EEUU analiza prohibir laptops como equipaje de mano en vuelos internacionales

Para que en el camino no vayan haciendo memes de Donald Trump, en un futuro no muy lejano se podría prohibir que en vuelos internacionales a Estados Unidos quede prohibido transportar laptops, según advirtió el secretario de Seguridad Nacional, John Kelly.

La medida ya se implementa desde marzo, pero sólo afecta a vuelos provenientes de 10 ciudades (la mayoría de Oriente Medio). Sin embargo, Kelly señaló que se está analizando ampliar la prohibición a todo vuelo que salga de y llegue a su país, por temor a los ataques terroristas.

Entrevistado para Fox News Sunday, el secretario de Seguridad estadounidense fue cuestionado respecto a la posibilidad de ampliar la restricción que obliga a los viajeros a documentar todos los aparatos más grandes que un teléfono. Para pesar de todo aquel que gusta de chambear en los vuelos o de menos echarse un solitario, Kelly respondió “podría”.

John Kelly, director del Departamento de Seguridad Nacional
Foto: Chip Somodevilla/Getty Images

Actualmente, la restricción se aplica para vuelos con Estados Unidos provenientes de Amán, Jordania, Kuwait, El Cairo, Estambul, Yida, Riad, Casablanca, Doha, Catar, Dubái y Abu Dabi.

De acuerdo con El Universal, hay señales que indican que el gobierno de Donald Trump tiene pensado ampliar la medida para vuelos provenientes de la Unión Europea, lo cual afectaría a 65 millones de viajeros al año, aproximadamente.

Para Kelly, la obsesión que los terroristas tienen con derribar un avión en vuelo es real, “particularmente si es una aerolínea estadounidense, particularmente si está prácticamente lleno de estadounidenses. Es real”.

La decisión para extender la restricción dependerá de la información de inteligencia de la que dispone Estados Unidos, además de la “cooperación” de los aliados que tiene en el resto del mundo… pero con el feo que le hicieron a Trump la semana pasada en las cumbre de la OTAN y el G7, no hay buenos augurios.

“En general, vamos a aumentar la seguridad en la aviación a un punto mucho más alto del que está ahora (…). Esta es una amenaza muy sofisticada y me reservaré mi decisión hasta ver hacia dónde debemos ir”, adelantó Kelly.

Comentarios