Aquí nos tocó vivir

Violencia no para en la CDMX: balacera en tianguis de Iztapalapa deja dos muertos

Entre que los capitalinos siguen sufriendo de lluvias atípicas y narcobloqueos de grupos que no son del narco (al menos no de cárteles, sino de poquiteros vendedores al menudeo), la violencia en la Ciudad de México sigue normal. Es decir, va para arriba.

Esta vez la delegación Iztapalapa fue escenario de uno de esos casos que para las autoridades se salen de la norma. De acuerdo con los reportes que manejan diferentes medios, una balacera originada a raíz de cobro de piso dejó como saldo dos personas muertas y, por lo menos, 10 heridas. Los hechos se registraron ayer en el popular tianguis San Juan de la colonia Juan Escutia, cerca de las 13 horas, cuando los pasillos del lugar estaban abarrotados.

De acuerdo con Reforma, no se trató de una negativa de los comerciantes a dar su respectivo pago al grupo criminal, sino del pique que se traen entre extorsionadores de la zona: en la calle Domingo Arellano, un grupo se topó con una banda rival y el “incómodo” encuentro dio lugar a la balacera.

Aunque la Secretaría de Seguridad Pública de la Ciudad de México no ha ofrecido información oficial, se señala que los dos muertos serían comerciantes, quienes recibieron impactos de bala; mientras que entre los lesionados habría mujeres y menores de edad. Dos niños, tres mujeres y siete hombres, según reporta Reforma.

“El agente del Ministerio Público de la Coordinación Territorial Iztapalapa Seis inició una carpeta de investigación por el delito de homicidio doloso por disparo de arma de fuego y dio intervención a agentes de la Policía de Investigación (PDI), así como a peritos expertos en fotografía forense y criminalística, para recabar los primeros indicios”, señala el comunicado ofrecido por la Procuraduría Local.

El enfrentamiento entre las bandas de extorsionadores se extendió por cerca de 10 minutos, en los cuales la policía brilló por su ausencia. Una vez finalizado, ahí sí, aparecieron los uniformados para acordonar la zona y comenzar con las “investigaciones” correspondientes… con que hubieran llegado un poco antes, quizás hubieran detenido, aunque sea, a uno de los ocho delincuentes (cuatro por bando) que lograron escapar. Lo “bueno”: uno de los heridos fue un supuesto delincuente.

Debido a la ubicación del tianguis (límites de Iztapalapa y Nezahualcóyotl, Estado de México) al lugar arribaron elementos de la SSP capitalina, agentes del Edomex, efectivos de la Policía Federal y de Investigación y hasta de la Marina. Mucha presencia de uniformados para tratarse de sólo un “incidente”. En fin, a ver si de todos se hace uno o qué nueva excusa nos ofrecen para estos casos tan atípicos.

Comentarios