Rusiagate: yerno de Trump sí se reunió con rusos, pero niega colusión

Jared Kushner, yerno y asesor del presidente Donald Trump, ha sido definido como una de las personas que tienen más influencia en la Casa Blanca. El periodista Andrew Rice lo describe en un perfil publicado en El País Semanal como la “sombra del presidente“, su principal asesor y como el marido de su hija favorita, Ivanka. Igual que Trump, Kushner debe su fortuna al negocio inmobiliario, al cual entró por herencia paterna. Aunque a diferencia del estridente magnate, Jared no es adepto a estar debajo de los reflectores y acaparar la atención. El joven asesor del mandatario, sin experiencia política previa y proveniente de una familia millonaria y demócrata, entró a la campaña de su suegro por puro compromiso y terminó dirigiéndola hacia el triunfo en las elecciones del pasado 8 de noviembre. El yerno del presidente ahora está involucrado en el Rusiagate.

Este lunes 24 de julio, el empresario inmobiliario aceptó haberse reunido cuatro veces con funcionarios rusos durante la temporada de campañas, aunque negó que hubiera colusión con estos para hacer ganar al político republicano en las elecciones presidenciales. Kushner, al igual que Donald Trump Jr., hijo mayor del magnate, y Paul Manafort, exjefe de campaña, testificarán ante el Senado de Estados Unidos esta semana. Donnie y Manafort rendirán su testimonio de la trama rusa el próximo miércoles 26 de julio en una audiencia pública. Jared, en cambio, dará su versión de los hechos el día de hoy. A través de un comunicado, el yerno y asesor de Trump indicó que sus encuentros con el embajador ruso Sergei Kislyak y otros funcionarios de Rusia fueron algo normal ya que él fungía como enlace de la campaña de su suegro con gobiernos extranjeros (recordemos su bromance con Luis Videgaray).

Yo no coludí ni sé de nadie más en la campaña que haya coludido con ningún gobierno extranjero (…) no tuve ningún contacto incorrecto. No he recibido financiación de fondos rusos para mis negocios en el sector privado, dijo el millonario de 36 años.

Jared Kushner, yerno de Trump, testificará ante senado por Rusiagate
Foto: Chip Somodevilla/Getty Images

Las reuniones de Kushner y los rusos

Jared Kushner insistió en que no sostuvo encuentros inapropiados con funcionarios del Kremlin y que sus cuatro reuniones son del conocimiento público: dos con Sergey Kislyak, embajador ruso en Washington; una con Sergey Gorkov, jefe de un banco estatal ruso; y otra más con la abogada rusa Natalia Veselnitskaya, quien presuntamente les habría prometido, a él y a Donald Trump Jr., información comprometedora de la demócrata Hillary Clinton. El esposo de Ivanka comunicó que él nunca estuvo al tanto de los correos electrónicos en los que se ofrecía incriminar a Clinton como “parte del apoyo de Rusia y su gobierno a Trump”. El principal asesor del magnate se curó en salud y también aseguró que fue Don Jr. lo invitó a la reunión con la abogada Veselnitskaya, que llegó tarde a la cita y que en ningún momento escuchó que se trataran temas de la campaña presidencial.

(En este vínculo pueden leer todas las observaciones de Kushner sobre la novela rusa).

Jared Kushner, yerno de Donald Trump
Foto: Kobi Gideon/GPO via Getty Images

Y la Rusianovela se pone más picosa…

Sergei Kislyak, embajador ruso en Washington y una de las pieza central dentro de  las investigaciones del Rusiagate, regresó a Moscú el pasado sábado 22 de julio tras haber “concluido” su misión, indicó la embajada de Rusia en su cuenta de Twitter. Kislyak llevaba casi una década como diplomático en en Washington y las razones de su partida no se precisaron. Michael Flynn, exasesor de seguridad nacional; Jared Kushner, asesor y yerno del presidente; Jeff Sessions, fiscal general; y Carter Page, operador de la campaña de Donald Trump, fueron algunos de los personajes con los cuales Kislyak se reunió en los últimos meses. A mediados de mayo, el mismísimo presidente Trump compartió “información altamente secreta” con el embajador ruso. El magnate tuiteó —¿de qué otra manera podría comunicarse?— que estaba en su derecho de compartir esa información y que lo hizo con el propósito de que Rusia intensificara sus acciones contra el Estado Islámico y el terrorismo.