Por qué ésta ha sido la mejor agencia libre en la historia de la NBA

Por: Wookie Williams /@wookie_williams

Hace 7 años, cuando Lebron James decidió llevarse sus talentos a Miami, todos los reflectores deportivos estaban puestos en el jugador de 25 años. Después de años de fracasar con Cleveland, James se fue a crear un superequipo al lado de Dwyane Wade y Chris Bosh. Cuatro años después, el Rey dejó Florida y durante esa agencia libre, los periodistas trataban de adivinar a dónde se iría basándose en la duración de los vuelos que había tomado en un jet privado. Cleveland fue el destino final. El año pasado, Kevin Durant volvió loca a la Liga cuando se unió a Golden State, un equipo que acababa de romper el récord de más victorias durante la temporada regular con 73. Han sido momentos tumultuosos, sin duda, pero nada como lo que ha sucedido durante este periodo de agencia libre. Vemos:

Chris Paul anunció que se iría de los Clippers, poniendo fin a la era de Lob City en los Ángeles e iniciando un superequipo en Houston al lado de James Harden.


Gordon Hayward dejó Utah para ir a jugar con Brad Stevens, su entrenador durante su tiempo universitario, en los Celtics.
Jimmy Butler fue cambiado de Chicago a Minnesota por prácticamente nada. Los Wolves después contrataron a Jeff Teague y a Taj Gibson.

Paul George fue lanzado a Oklahoma City por menos que nada. En una semana, dos de los mejores 10 jugadores del Este estaban en la otra conferencia.
Los Knicks corrieron a Phil Jackson y luego le ofrecieron a Tim Hardaway Jr., un jugador que dejaron ir hace un par de temporadas, 71 millones de dólares.
Los Cavs corrieron a David Griffin, su gerente general responsable de armar el equipo que le dio a Cleveland su único título en la historia.
Carmelo Anthony está desesperado por salir de Nueva York y todos los días hay rumores nuevos de sus posibles destinos.
Zach Randolph dejó Memphis para llegar a Sacramento. Sacramento tomó buenas decisiones, lo cual es muy extraño.

Paul Millsap se mudó a Denver y los Nuggets se ven como un equipo muy decente.
Derrick Rose no ha logrado encontrar quién lo tome. ¿Serán los Cavs? ¿Serán los Lakers?
Y en la mayor sorpresa de todas, se reportó en la semana que Kyrie Irving ya no quiere estar con Lebron James en Cleveland. Más de eso en un momento.

En temporadas pasadas, hubo movimientos de jugadores más grandes. Lebron y Durant son los dos jugadores más importantes de la Liga, y sus decisiones afectan a todos. Pero este año han pasado tantas cosas que la NBA va a ser diferente desde el día 1 de la nueva campaña. Y no sólo para 2017-18, sino para años venideros.

https://www.instagram.com/p/BW3hfQijt22/?taken-by=nbaontnt

Que Kyrie Irving ya no quiere compartir el estrellato con Lebron James podría afectar al menos a media docena de equipos y sus aspiraciones futuras. En un caso muy parecido al de Kobe Bryant y Shaquille O’Neal en 2004, cuando Bryant quería el equipo para él sólo y obligó a la directiva de los Lakers a tomar una decisión: o cambiaban a Shaq o lo cambiaban a él. Kyrie se quiere ir y ser el centro de atención a donde llegue, y su lista de equipos deseados no es muy larga: Miami, San Antonio, Nueva York o Minnesota. Si la directiva de Cleveland mueve a Irving, el equipo que se lo lleve subirá varios peldaños, mientras que es muy posible que los Cavs no obtengan suficiente a cambio del 4 veces All-Star.
Esto es lo que sucedería a corto y mediano plazo:

Si Irving llega a San Antonio, los Spurs podrían estar pensando en ganarle a los Warriors.
Si Irving llega a Nueva York o a Miami, los Knicks y el Heat podrían estar pensando en llegar a playoffs.
Si Irving llega a Minnesota, los Wolves serán uno de los 4 mejores equipos de la NBA la próxima campaña y ser contendientes por 6 años más.
Toda la conferencia del Oeste (salvo el primer peldaño) volvería a reacomodarse si Irving termina de este lado del país.
Los Cavs, dependiendo de quién reciban, dejarían de ser los favoritos del Este y podría mandar a la franquicia entera a una espiral en bajada de la cual no volverían a salir hasta la siguiente reencarnación de James.
Los Celtics tomarían ese lugar, con miras a ser favoritos los siguientes 4 años.
Los rumores de que Lebron James dejará Cleveland en 2018 se incrementarán x1000.
Los Lakers se volverían aún más favoritos para llevarse a Lebron el año entrante y regresar a viejas glorias.

No se han movido los nombres más fuertes de la NBA, pero si sumamos a los Paul, Butler, George, Hayward, Anthony y muy posiblemente Irving, este periodo de agencia libre ha sido el más interesante del que tenemos recuerdo. Y todavía no ha terminado. Gracias, NBA, por darnos diversión aunque no se esté encestando ni una canasta.

Pleca Instagram Deportes