Cámara Baja aprueba mil 600 mdd para muro fronterizo; Senado tumba plan para derogar Obamacare

Mientras que por un lado se apoyan las políticas de Donald Trump, por el otro se les batea… pero espérense: de los dos movimientos uno (el del presupuesto para el muro) todavía necesita el aval del Senado. Así que mejor no coma aguacate Trump, porque seguro hará muchos corajes.

A petición de la Casa Blanca, la Cámara de Representantes estadounidense aprobó dar un presupuesto de mil 600 millones de dólares para la construcción del muro fronterizo. Para esta decisión se votó 235 a favor y 192 en contra… sin embargo, todavía falta que el presupuesto destinado al proyecto de ley, conocido como “Make America Secure Appropriations Act”, tenga el visto bueno del Senado, algo que se ve un tanto difícil pues se necesita del apoyo de 60 legisladores. Los republicanos tienen sólo 52 votos, así que tendrán que convencer a ocho demócratas, algo que –por lo que se vio con el plan para derogar el Obamacare –nomás no ocurrirá.

El único “as” que el ala pro Trump en el Senado podría sacar, es la amenaza de un cierre de administración, si es que dentro del presupuesto fiscal no se contempla aunque sea algo para el muro fronterizo. De acuerdo con Proceso, el presupuesto para el año fiscal 2018 debe estar planchado para antes de terminar septiembre… de no ocurrir esto, se daría el cierre de administración o de Gobierno, el cual consiste en la suspensión de todos los servicios públicos, con excepción de los considerados como “esenciales”. El último caso ocurrió en 2013, cuando los legisladores no quedaron de acuerdo respecto a la financiación del proyecto para servicios médicos, el llamado Obamacare.

Y hablando del Obamacare, la derogación de éste fue una promesa de campaña de Trump… que por ahora no podrá cumplir. ¿La razón? En cerrada votación de 51 a 49 el Senado rechazó el proyecto de ley para derogar parte de la reforma de salud implementada en 2010 por el entonces presidente Barack Obama.

Después de cuatro días de debate, la iniciativa propuesta por la senadora Mitch McConnell  y conocida como “Skinny Bill” (“ley flaca”) falló en su intento de derogar el Obamacare, algo que ya se calculaba, puesto que dentro del mismo grupo republicanos había opositores. Sobre todo en el punto que refiere que tanto empresas como ciudadanos están en la obligación de contratar un seguro bajo pena de enfrentarse a una multa.

“Tres republicanos y 48 demócratas han dejado tirado al pueblo americano. ¡Como dije desde el principio, dejen que el Obamacare se hunda!”, tuiteó Trump después de enterarse del nuevo fracaso de una de sus principales promesas de campaña. Efectivamente, una clave para que la derogación no prosperara fue el voto del senador republicano John McCain, quien recientemente fue diagnosticado con cáncer cerebral, pero eso no le impidió unir su voto al de sus compañeras de partido, Susan Collins y Lisa Murkowski.

Comentarios