Morelos: ante inseguridad, caravana marcha a la CDMX, exige intervención de EPN

Imagínense cómo estará la situación en Morelos, que la población ve como recurso el exigir al presidente, Enrique Peña Nieto, que intervenga para ver si él puede hacer un “cambio de fondo en el gobierno” del Estado.

La mañana de ayer la caravana del Frente Amplio Morelense (FAM) salió de Cuernavaca con rumbo a la Ciudad de México, donde pretenden entregar documentos al secretario de Gobernación, Miguel Ángel Osorio Chong, y al presidente, Enrique Peña Nieto, en los cuales detallan los atropellos que se cometen en Morelos por parte de todos los órdenes de gobierno.

La caravana está conformada por al menos 100 organizaciones civiles, las cuales son acompañadas por cerca de 60 automóviles y vehículos de transporte público en esto que han llamado la “Marcha por Morelos”. De acuerdo con La Jornada, el contingente planea arribar a la capital del país el próximo 3 de agosto.

Previó al arranque de la marcha, el líder del Movimiento por la Paz con Justicia y Dignidad, Javier Sicilia, ofreció unas palabras con las que señaló el hecho de que un movimiento como el del FAM ya había ocurrido hace algunos años: en 2011, cuando su hijo fue asesinado. “Por desgracia, los reclamos y las propuestas del movimiento se escucharon, pero con excepción de la Ley de Víctimas que propusimos, no fueron atendidos y el país vive un infierno más profundo y espantoso”, lamentó el poeta y activista.

El FEM es un movimiento variado. Prueba de ello es el hecho que dentro del contingente de al menos 700 personas está el rector de la Universidad Autónoma del Estado de Morelos (UAEM), Alejandro Vera; el obispo de la diócesis de Cuernavaca, Ramón Castro y el dirigente transportista, Dagoberto Rivera, entre otros.

Como hace seis años, la “Marcha por Morelos” tiene como objetivo protestar por la inseguridad, la represión, la violencia, y para expresar su inconformidad con la administración del gobierno del perredista Graco Ramírez. Además, se exige la exhumación e identificación de los cuerpos hallados en las fosas clandestinas de Tetelcingo y Jojutla. Por otra parte, se pide aclarar las graves irregularidades cometidas en la construcción del Paso Exprés y castigar a los responsables del socavón que provocó la muerte de dos personas, así como la afectación de vecinos y usuarios de la vía de comunicación.