SCJN valida #SinVotoNoHayDinero… en Jalisco, partidos tendrán recorte a presupuesto

Con un INE regalando el dinero como si fuera suyo y un ministro que –dizque– encontró que la fórmula propuesta por Pedro Kumamoto generaba inequidad entre los partidos, ayer la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) validó la reforma en materia electoral de Jalisco con la cual el dinero que recibirán los partidos políticos irá acorde al número de votos que llevan a las casillas. Es decir, se reducirá.

Por mayoría, los ministros consideraron que, efectivamente, la Constitución da chance de que cada entidad tenga la facultad de financiar a los partidos políticos de la forma que mejor le parezca, cuando estos participan en elecciones locales: diputaciones, presidencias municipales o para gobernador. “Los estados gozan de libertad de configuración para establecer el financiamiento de los partidos nacionales, siempre y cuando sea equitativo y resista un análisis de reglas objetivas y aplicables a todos los partidos políticos”, advirtió el ministro Arturo Zaldívar.

Sobre este asunto no estuvieron del todo convencidos todos los ministros, ya que la votación quedó dividida, siete a cuatro. Aun así, se decidió calificar como infundada la acción de inconstitucionalidad interpuesta por el Partido Verde Ecologista de México, Nueva Alianza y Morena, la cual fue apoyada por el ministro Jorge Mario Pardo Rebolledo y señalaba que la reforma al artículo 13, fracción IV, de la Constitución tapatía creaba inequidad entre los partidos.

¿Inconstitucional que se ahorren 550 millones de pesos en tres años? Pues eso consideraron los partidos citados, quienes querían echar para atrás la reforma aprobada el pasado 2 de junio, bajo el argumento de que el Congreso de Jalisco se extralimitó en sus facultades al aprobar la reforma propuesta por el legislador independiente, Pedro Kumamoto, ya que –según– el financiamiento a los partidos solo le compete al Congreso de la Unión. Para suerte de los jaliscienses, la mayoría de los ministros no lo consideraron así y el propio Kumamoto difundió la noticia de esta forma.

Mientras los legisladores se avientan a aceptar esta reforma a nivel federal, recordemos que #SinVotoNoHayDinero establece una fórmula con la cual los partidos recibirán un presupuesto acorde con el número de votos que registren en las elecciones inmediatas anteriores y ya no de acuerdo con el total de personas inscritas en el padrón electoral.

Con lo anterior se espera que el erario se ahorre hasta 60% de lo que normalmente gastaba, según detalló Kumamoto, quien en enero pasado presentó su propuesta ante diputados federales. En el documento entregado expuso modificar la fórmula de distribución de recursos públicos a los partidos, para que el financiamiento de estos  sea a partir de la votación válida emitida en la elección federal o local anterior y no el padrón electoral, que es como pasa actualmente, y con ello justifican que pueden servirse con la cuchara molera y repartirse casi 7 mil millones de pesos.