Aún hay más de #LaEstafaMaestra: Pemex, costos inflados, empresas fantasmas y de exfuncionarios

A lo largo de la semana el portal de noticias Animal Político y la organización Mexicanos Contra la Corrupción y la Impunidad (MCCI) han publicado una serie de reportajes, #LaEstafaMaestra, que han revelado el mecanismo de empresas fantasmas que once dependencias del gobierno utilizan para desviar miles de millones de pesos, en el que se ven involucradas diversas universidades públicas estatales.

Sobre el primer reportaje, que explica este mecanismo:

#LaEstafaMaestra Gobierno Federal desvía recursos millonarios a través de empresas fantasma

La investigación de MCCI y Animal Político tuvo un impacto inmediato en las redes sociales, aunque no fue necesariamente retomado por medios masivos más tradicionales.

Sobre la recepción de #LaEstafaMaestra:

El silencio en los medios y la respuesta de la SFP sobre “La Estafa Maestra”

Luego de que en la primera parte de #LaEstafaMaestra se revelaran las sumas totales de este mecanismo de desviación de fondos, ayer, martes 5 de septiembre, Animal Político y MCCI publicaron la segunda entrega, en la que se explica con lujo de detalle cómo la Secretaría de Desarrollo Social, en 2013, bajo la tutela de Rosario Robles, sólo entregó el 7% de despensas que supuestamente se habían comprado con una suma millonaria, dinero que terminó en una serie de empresas fantasmas.

Sobre la segunda parte #LaEstafaMaestra:

#LaEstafaMaestra sigue: ¿dónde quedó el dinero que iba de SEDESOL a la Cruzada Nacional contra el Hambre?

#LaEstafaMaestra sigue: ¿dónde quedó el dinero de Pemex?

Así como mostraron en las primeras dos partes de #LaEstafaMaestra, en la tercera parte, “Pemex: empresas de funcionarios y costos inflados”, Animal Político y MCCI muestran las peculiaridades de cómo por medio de la firma de 39 convenios con universidades, Pemex desapareció  3 mil 576 millones de pesos.

El mecanismo es casi el mismo que se describió en las primeras entregas del reportaje: Pemex contrató a diversas universidades y las universidades , a su vez, contrataron empresas fantasma e ilegales para supuestamente hacer los servicios de los convenios establecidos. Sin embargo, los servicios no se llevaron a cabo y lo único que sucedió es que desaparecieron los recursos.

¿Adónde se desviaron los recursos?

En el meticuloso trabajo periodístico de Animal Político y MCCI, sobre los recursos desviados desde Pemex, se detalle a qué tipos de empresas cayeron los recursos: 1) 5 son empresas fantasma; 2) 15 desaparecieron después de recibir el dinero; 3) 12 no cuentan con folio mercantil para operar legalmente; 4) 7 son propiedad de funcionarios de Pemex; y 11 ni siquiera fueron localizadas.

Cabe destacar que una de las particularidades de esta tercera entrega del reportaje, es que señala a diversos de los funcionarios de Pemex que aprobaron los convenios y que, no sólo no han sido cesados, sino que, además, varios de ellos han tenido ascensos y siguen en la petrolera.

En esta entrega de #LaEstafaMaestra, se explica que aunque las universidades, declararon “por escrito que tenían la capacidad para cumplir con todos los convenios […] se quedaron con una comisión de 634 millones de pesos, contrataron a otras empresas, que tampoco podían dar el servicio, por lo que contrataron a unas más. El dinero dio tres vueltas”.

Sobre la metodología de #LaEstafaMaestra, explican que “Animal Político y MCCI revisaron cada uno de los convenios firmados entre las universidad y Pemex para determinar qué pasó con el dinero público involucrado. La investigación se abocó en confirmar si las empresas contratadas operan legalmente, visitar los domicilios registrados, cuestionar a los socios de las mismas y comprobar si se prestaron los servicios”.

Al revisar las diversas empresas subcontratadas, confirmaron que presentan “un amplio ramillete de irregularidades”.

El conserje que no se sabía millonario

De entre los casos más peculiares que encontraron, está el de Francisco N., uno de los accionistas fundadores de Maheca, una de las empresas que recibieron más de 500 millones de pesos por esta triangulación y desvío de recursos.

Francisco N., a pesar de estar registrado como uno de los socios de estas empresas, “es un conserje que labora limpiando el suelo de una escuela ubicada en una ranchería pobre de Tabasco”. Francisco admitió a Animal Político y MCCI que se alquiló su nombre para aparecer como uno de los dueños de Maheca.

Cómic elaborado por Animal Político y MCCI para contar la historia de Francisco N., como parte de #LaEstafaMaestra:

Con el paso de los días, y las entregas de #LaEstafaMaestra, se desvelan lentamente nombres, contratos y cantidades, cada vez más específicas, que no son sino muestra de lo insitucionalizada que está la corrupción no en nuestro país, sino en nuestro gobierno.