‘Hachazo’ de Ludueña: “Desarmaron a Pumas y ve cómo están ahora”

Daniel ‘Hachita’ Ludueña salió por la puerta de atrás de los Pumas. El argentino fue de las primeras víctimas de la administración de Rodrigo Ares de Parga como presidente del Patronato del Club Universidad.

El naturalizado mexicano no quería irse del equipo, pues aunque no llegó a consolidarse como titular indiscutible, solía dar buenos resultados como relevo y era muy querido por la afición, pero por la supuesta filosofía de reducir el número de extranjeros y apostar por la cantera fue cortado.

“La verdad que no me quería ir, veníamos de una Final, de hacer un gran Copa Libertadores, había un grupo bárbaro con Memo (Vázquez) a la cabeza. La verdad desarmaron un equipo y una base que ya llevábamos dos años y medio juntos. Se había hecho una base sólida que sabía lo que quería tanto dentro como fuera de la cancha.

“Creo que se dieron cuenta que este equipo estaba bien armado, estaba bien manejado y cambiaron muchas cosas que hoy en día la pagaron”, dijo el ‘Hachita’ en entrevista con ESPN.

Hoy juega en la Liga de Ascenso con el Tampico Madero, pero no se muerde la lengua al asegurar que merecía seguir en los Pumas al tiempo de criticar la famosa ‘apuesta’ por revivir la cantera auriazul.

“Sí nos costó un poco, porque la verdad no entendimos el por qué, porque si fuera por el buen funcionamiento, por el cariño de la gente, creo que habíamos hecho méritos como para poder quedarnos. Mira lo que pasó, lo que le ha costado a Pumas al día de hoy.

“El cambio no ha sido nada fácil. No es tan fácil hoy en día jugar con fuerzas básicas, lo que te puede dar un jugador de experiencia no es lo mismo que lo que te puede dar un chavo. Fíjate al día de hoy lo que le ha costado a Pumas el cambio y las decisiones que tomaron, ve cómo están ahora”.

Ya para rematar, el fino mediocampista lanzó otro dardo envenenado (sí, como los del ‘bebé’ Pardo), pues le resultó inexplicable que a un símbolo como Darío Verón le hayan dado las gracias sin considerar su trayectoria en el club.

“Él era una persona ejemplar en Pumas y muchos ahí lo tenían como ídolo; la verdad que es de esas personas que a veces necesitan estar ahí. No es lo mismo que vean a un chavo a que vean a Verón; pero es lo mismo con otros nombres que han pasado por Pumas. La verdad erraron y están pagando las consecuencias”.

Comentarios