Sensible funcionario chiapaneco promete “ataúd, café y pan” para víctimas de sismo

En un alarde de insensibilidad, el Coordinador Ejecutivo para el Fomento Económico de Chiapas, Óscar Ochoa Gallegos, presumió que ya se hicieron los arreglos necesarios para que la gente que perdió a un ser querido por el sismo de 8.2 del pasado 7 de septiembre, reciba lo que en redes sociales se ha bautizado como “el kit para el dolor”. El cual contiene lo que viene siendo…

  • Un ataúd,
  • un acta de defunción,
  • su café,
  • su pan,
  • una carpa y
  • su apoyo económico

Todo finamente envuelto en un mensaje del gobernador de la entidad, Manuel Velasco, quien ofrece tan fino detalle para que los deudos tengan “un dolor menor”. ¿Creen que no es posible que un funcionario público sea capaz de permitir que de su boca salga tanta basura? No subestimen los alcances de Ochoa Gallegos.

La declaración que hizo que el que estaba a lado del funcionario pelara tamaños ojotes como diciendo “¡ya valió barriga, por culpa de este güey!”, se dio durante la sesión extraordinaria del Consejo Estatal de Protección Civil de Chiapas, en la cual estuvo presente el rey de la charreada, Manuel Velasco.

La habilidad política, liderazgo y empatía del funcionario no sólo quedó demostrada ahí. Al estar en contacto directo con damnificados, el buen Ochoa se lució cuando pa’ dar ánimos de la contó cómo él también fue afectado por las vicisitudes, ya que perdió dos negocios: “chingó a su madre los dos… pero gracias a Dios, aquí estoy con ustedes”…

Para que el gobernador siga luciéndose en redes sociales, Ochoa explicó que existe la propuesta para que sea él quien vaya y entregue directamente los recursos económicos con los que se piensa que los pequeños empresarios puedan recomenzar con sus actividades, en caso de haber sufrido afectaciones no tan graves.  ¿A poco no les va a alcanzar con mil 500 pesitos?