Diputado (que sólo tiene la prepa) propone que profesionistas renueven cédula cada 6 años

Cuando el diputado de Nueva Alianza, Ángel García Yáñez, señaló que su propuesta de que todos los profesionistas tengan que renovar cada seis años su cédula – con la que acreditan el término de sus estudios – se justifica por el hecho de que “la sociedad requiere profesionistas capacitados y especializados que brinden bienestar y satisfacción”, muchos –aguantándose las ganas de mentarle su jefecita – nomás cerraron el puño y dijeron “no, pos sí, tiene razón el güey ése”.

Pero a ver, Sr. Diputado… ¿por qué no comenzamos con usted? “No, pues yo no”, contestaría. ¿Usted no accede a aplicarse la prueba? “No… es que yo nomás la prepa”. Uta…

Así es. El “dipu” García Yáñez tuvo la idea de que todo aquel que presume ser profesionista compruebe sus conocimientos cada seis años, a ver si es cierto que muy ver#$%. De no pasar la prueba, pues entonces se vería impedido para seguir ejerciendo su profesión y esto obligaría a que gente que se dedica a ciencias de la salud (o cualquier área en la que la vida de otros depende de su capacidad) esté en constante actualización. No suena tan mal la propuesta… sin embargo, el asunto se vuelve fácil para el de Nueva Alianza, ya que él no tiene nada que comprobar… no cuenta con licenciatura. Según el Sistema de Información Legislativa, donde consta el perfil del legislador en cuestión, el último grado de estudios del morelense es preparatoria, hecho que vuelve un poco dispareja su propuesta. ¿Cómo tiene el cinismo de andar pidiendo cosas que él no tiene la capacidad de demostrar?

De acuerdo con la propuesta de García Yáñez, la SEP – a través de la Dirección General de Profesiones – integraría un padrón de especialidades en el que sería posible checar si los profesionistas están actualizados o no. Así, para que los licenciados aparecieran, sería necesario que presentaran un examen teórico-práctico, a fin de demostrar que de verdad tienen los conocimientos necesarios y no nomás van a sentarse en su curul a dormir y luego votan o proponen cosas a lo güey… digo, que sí están actualizados en su materia. En caso de reprobar, estarían impedidos de seguir ejerciendo, así hasta que consigan aprobar. Es decir, mantendrían el derecho de solicitar prórroga o término para acreditar sus estudios… es que “sin registro o certificado, no hay legalidad”, señaló mordiéndose la lengua el diputado.

La propuesta ya pasó a la Comisión de Educación para ser revisada. En redes sociales la idea es criticada ya que, además de resultar manchada para aquellos que la sufrieron para pasar un examen profesional, implica – seguramente – un gasto periódico para el profesionista O qué, ¿a poco creen que el trámite, el examen y la certificación va a ser gratis?

Comentarios