Portugal. The Man habla de la tensión acerca de su último álbum ‘Woodstock’

“Los gustos musicales son tan relativos como el tiempo”, decimos con una mano en la copa inspirados en Mario Benedetti. Por eso, hablar de Portugal. The Man y Woodstock, su último disco, es tan importante, y más si consideramos el hecho de que, se presentaron en México por partida doble: el sábado en el Live Out y el domingo en el Plaza Condesa.

Esta banda originaria de Alaska se ha colado durante los últimos meses en los primeros lugares de los charts mundiales con este disco producido por Danger Mouse (quien ya trabajó con ellos en Evil Friend) y Mike D de los Beastie Boys, principalmente con “Feel it Still“, una rola que guarda una clásica vibra sesentera muy bailable tipo Austin Powers.

Cuando platicamos con ellos, descubrimos un trasfondo bastante interesante que hace de este disco una verdadera joya. Woodstock no sólo recopila varios años de ausencia de la banda, sino, como su nombre lo indica históricamente hablando, representa una especie de reacción a lo que está sucediendo actualmente en la política estadounidense así como el festival de 1969 representó en aquella época.

Al preguntarles sobre la portada, la respuesta fue increíble: se trata de una escena real en una autopista de San Diego. El fuego viene de dentro, lo que nos hace pensar que alguien le echó gasolina, lo prendió y se fue…

Esto opina Portugal. The Man sobre ‘Woodstock’

 

 De acuerdo con Portugal. The Man, Estados Unidos se desenvuelve dentro de una cultura de miedo similar a la de hace 50 años; sin embargo, rolas como “Noise Pollution” o “Feel it Still”, compuestas en un ambiente “tenso”, pondrán a bailar a cualquiera porque eso es lo que necesitamos: bailar.

Este proyecto, que los traerá de nueva cuenta a México, ha sido el más exitoso de su carrera. Incluso, le ha hecho competencia a la Regina George de la industria musical, Taylor Swift.

Que si Woodstock es un buen disco, lo es. Que si ha sido súper exitoso y va en contra de toda la onda indie de mantenerse bajo el radar comercial, también. Sin embargo, al final eso no importa porque simplemente estamos hablando de música.

 

Comentarios