El Barcelona no lució, pero igual ganó

Un partido típico del Barcelona, mucha posesión del balón, muchos pases y pocas oportunidades otorgadas al Málaga, pero esta vez no estuvieron atinados, de hecho, empezaron ganando gracias a que en la Liga no hay VAR.

Apenas un par de minutos había transcurrido, cuando cayó el primer gol, Lucas Digne metió un centro desde la línea de fondo que Deulofeu empujó mientras el arquero del Málaga reclamaba y con razón, el balón había rebasado por completo la línea de fondo antes del centro de Digne.

Pero el árbitro no lo vio así y el gol contó, ya que el VAR aún no se utiliza en España. El Barcelona siguió generando peligro, Luis Suárez se cansó de fallar tiros y pases, en un partido atípico para él, Iniesta y Messi crearon muy buenas jugadas, pero el gol no caía.

En la segunda mitad, Barcelona volvió a hilar una jugada a base de pases que Iniesta terminó mandando al ángulo con algo de fortuna. Cuando el manchego se adentró en el área y disparó, el balón fue desviado por la barrida del defensor y de un bote fue a dar al ángulo más lejano del arquero que sólo pudo verlo.

De ahí en adelante el Málaga trató de ser más ofensivo, tuvieron un poquito más el balón y estuvieron generando llegadas sin suerte, mientras los azulgranas aprovechaban para tratar de hacer otro tanto contragolpeando, pero igualmente no lograron concretar una más para dejar el marcador final en 2-0.

Pleca Instagram Deportes