IFT acaba con “tarifa cero”, competencia pagará a América Móvil uso de red en interconexión

A unos meses de que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) otorgó a América Móvil un amparo contra la llamada “tarifa cero”, ahora el Instituto Federal de Telecomunicaciones (IFT) ha decidido acabar con la norma que permitía a los operadores de telefonía conectar sus llamadas a la red móvil del amo del mercado (o sea, Telcel, de Carlos Slim) sin realizar ningún tipo de pago.

De acuerdo con La Jornada, al poner fin a la “tarifa cero”, el IFT estableció los montos que la competencia de la empresa de Slim habrá de pagar por utilizar su red para el termino de llamas, mensajes y servicios de tránsito y fijos. De igual manera, estipuló lo que Telcel pagará cuando use las redes de sus competidores para los mismos fines. Tal como se estableció desde que la SCJN amparó a América Móvil, las tarifas entrarán en vigor a partir del 1 de enero de 2018.

Según señalan los competidores de Carlos Slim, la desaparición de la “tarifa cero” no sólo representa una afectación al bolsillo de sus clientes, sino un golpe a uno de los principales beneficios obtenidos con la reforma constitucional en telecomunicaciones. Tanto así que, ante las condiciones del próximo año, se vislumbra la posibilidad de que algunas compañías abandonen al mercado mexicano, señaló hace unos días la agencia Reuters. Una de las empresas que advirtió su posible salida es la española Telefónica (Movistar).

Para justificar su decisión tomada en pleno puente, el IFT apuntó que las tarifas de interconexión servirán para incentivar la competitividad del mercado, con lo cual el consumidor será el más beneficiado. Además, para que no se crea que habrá piso disparejo para las empresas, las tarifas de interconexión “son las que han resultado de la metodología de costos” y éstas van desde los 0.112799 pesos por minuto, en la modalidad de “el que llama paga”, hasta los 0.017355 por servicios de mensajes cortos… cuando se trate de agente preponderante (o sea, Telcel). En el lado opuesto, la competencia habrá de pagar 0.028562 pesos por minuto, por terminación de llamadas bajo la modalidad el que “llama paga”.

Pese a la alteración en las tarifas de interconexión, el IFT señala que no hay razón para que las empresas de telefonía modifiquen sus cobros a los clientes, ya que el servicio de internet móvil – el cual no paga por servicio de interconexión – es cada vez más utilizado. Además de que no existe una relación directa entre la ahora extinta “tarifa cero” y los precios en telefonía, hablando del usuario final. Es más, se espera que los costos del servicio sigan a la baja, señaló la presidenta de Observatel, Irene Levy. Sin embargo, competidoras como AT&T y Telefónica apuntan que la modificación del IFT sí terminará por afectar a los usuarios, ya que la “tarifa cero” permitió ofrecer servicios que no hubieran salido al mercado en condiciones distintas. “Dado que las telefónicas van a irse a juicio, no tendremos tarifas de interconexión ‘firmes’ en dos años y esta incertidumbre afectará a usuarios”, señaló para El Universal Javier Tejado, analista en telecomunicaciones.

Comentarios