Los creadores de ‘Stranger Things 2’ defienden el odiado episodio 7

Desde su estreno hace ya más de una semana, Stranger Things 2 todavía es un tema de conversación para el público y es posible que permanezca así por el resto de este mes. Medio mundo amó la manera en que los personajes se desarrollaron en comparación con la primera parte, así como las referencias a la cultura pop de los años 80.

Cualquiera diría que toda la temporada fue un completo éxito… o al menos ocho de sus nueve episodios.

Decimos esto por una razón específica. Quienes la han visto, saben que el episodio siete no fue bien recibido por la audiencia; muchos dijeron que “estaba de güeva” y otros que simplemente salía sobrando. También hay personas que jurarían que se trata de un relleno, pero lo cierto es que no es así. Los mismos hermanos Duffer hablaron en defensa de su creación, asegurando que era totalmente necesario para dar cierre a la historia.

En una entrevista con Entertainment Weekly, los muchachos justificaron que su repentino cambio de aires en la trama sirvió como un experimento que les ayudó a explorar los límites de su creatividad.

“Independientemente de si funciona o no para el público, el séptimo episodio nos sirvió para experimentar un poco”, dijo Matt Duffer durante la exclusiva. “Para Ross y para mí es importante probar cosas nuevas y no tener la sensación de que estamos haciendo lo mismo una y otra vez. Es prácticamente como hacer por completo un nuevo episodio piloto en medio de la temporada, lo cual es una locura, pero fue muy divertido escribirlo y trabajar en él”.

Después de hablar acerca de su experiencia en el desarrollo de este capítulo, los Duffer también mencionaron que su inclusión en la serie era un pilar fundamental para cubrir el arco de ‘Eleven’. Algo así como un pequeño espacio para justificar el crecimiento en los poderes de la niña.

“La prueba definitiva para dar luz verde al episodio, fue intentar quitarlo de la serie para asegurarnos de que lo necesitábamos, porque no queríamos que fuese un simple relleno, aunque algunos críticos nos estén acusando de ello. El arco de Eleven estaba desmoronando, el final no funcionaba sin el episodio. Así que pensamos: independientemente de que funcionase o no, necesitamos esta pieza aquí o la serie se va a hundir completamente. No terminará bien. El Mind Flayer tomará Hawkins”.

Y así, damas y caballeros, es como los creadores de Stranger Things defendieron el argumento de su séptimo episodio. Francamente, no estamos seguros de que el breve viaje de Eleven haya sido totalmente necesario para enseñarle a controlar sus poderes; ya ni hablar del resto de la pandilla y su participación. De todos modos, creemos que la temporada tuvo un gran desenlace y que ahora, lo único que realmente nos pesa es tener que esperar un año completo para su continuación.

Notas relacionadas:

Comentarios