Octubre violento: por cuarta vez en el año se rompe récord de homicidios

La violencia en México ha registrado sus niveles más altos en las últimas décadas. Por cuarta ocasión en lo que va de 2017 se rompió el récord de homicidios en nuestro territorio. De acuerdo con cifras del Secretariado Ejecutivo del Sistema Nacional de Seguridad Pública, durante octubre se reportaron —oficialmente— 2 mil 371 casos de homicidio doloso, dejando un saldo de 2 mil 764 víctimas. En pocas palabras, esto significa que octubre fue el mes más violento dentro de la administración del presidente Enrique Peña Nieto y también el más sangriento de los últimos 20 años.

Desde enero, indican los datos de la Secretaría de Gobernación, se han acumulado un total de 20 mil 878 carpetas de investigación por este delito, lo cual ya representa en sí misma una nueva marca.

Durante 2017, además, se ha superado en siete meses la barrera de dos mil casos de homicidio doloso, un hecho inédito. De acuerdo con el portal Animal Político, en 2011, el año más violento del que se tenía registro, solamente cuatro meses pasaron esta barrera. De acuerdo con la organización Semáforo Delictivo, se prevé que el año cierre con más de 24 mil incidencias, es decir, como el peor año en materia de inseguridad en la historia reciente del país. Los estados más azotados por la violencia durante el mes de octubre fueron Colima, Guerrero, Baja California Sur, Sinaloa, Chihuahua y Baja California.

Crece inseguridad en México
Foto: Getty Images

En agosto, el periódico estadounidense The New York Times publicó un reportaje sobre la situación que se vive en municipio colimense de Tecomán, uno de los más golpeados por la actual crisis de inseguridad. De acuerdo con cifras recogidas por el diario, Tecomán fue uno de los municipios que registró una mayor tasa de homicidios el año pasado, al marcar 151.8 casos por cada 100 mil habitantes. Esta cifra es preocupante incluso para los estándares del estado, el cual registra una tasa promedio de 42.12 homicidios dolosos por cada 100 mil habitantes.

El municipio superó más de tres veces el promedio de todo Colima —estado que lideró los índices de homicidio doloso en 2016 y también reportó el mayor repunte en los niveles de violencia — y casi diez veces el promedio nacional.

En Baja California Sur se ha reportado un crecimiento ostensible en violencia: la entidad pasó de 147 casos entre enero a octubre de 2016 a 409 casos en ese mismo periodo del presente año. Tan solo ayer, 20 de noviembre, Silvestre de la Toba Camacho, presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) de Baja California Sur, fue asesinado mientras conducía su camioneta por las calles de la entidad en compañía de su familia.