Acá rankeamos TODAS las películas de Tim Burton de la peor a la mejor

Pocos directores tienen un estilo visual tan definido como Tim Burton. Es fácil ver en cualquiera de sus películas las texturas, los colores, los diálogos y el ambiente que lo han caracterizado en cuatro décadas diferentes. Y aunque cada una de sus películas tiene personalidad propia, en todas hay detalles mágicos que las hacen, indudablemente, una película burtoniana. En esta lista, acomodamos todas sus obras para elegir cuál es la mejor.

Ahora sí, ¡aquí nuestro rank!

19. Dark Shadows (2012)

La adaptación de la serie de televisión de culto de la década de los 60 se quedó corta de las expectativas de los fans de Burton, siendo que era la primera vez que el director hacía algo referente a los vampiros. Esperamos que no sea la última.

18. Big Eyes (2014)

Tal vez la menos burtonesca de todas sus películas, la adaptación biográfica de los artistas Margaret y Walter Kane es un giro para Tim, donde las restricciones creadas por el guión no permitían tanto campo para que le imprimiera más su sello.

17. Alice in Wonderland (2010)

La más exitosa en taquilla de todas sus películas, recaudando más de mil millones de dólares en el mundo. Puede ser que artísticamente no haya sido tan compleja como películas previas de Burton, pero su capacidad para crear mundos y entretener a la audiencia son más que palpables en esta cinta.

16. Pee-Wee’s Big Adventure (1985)

El primer largometraje de Burton no podía estar acompañado por mejor personaje que Pee-Wee Herman, un tipo tan excéntrico como el director. Desde esta película se veía que el estilo de Tim sería peculiar.

15. Planet of The Apes (2001)

Burton se echó encima la increíblemente difícil tarea de relanzar una de las franquicias más icónicas en la historia del cine, y aunque no se pudo convertir en una nueva serie, el tratamiento que Tim le dio la convirtieron en una de las películas más representativas de inicios del siglo.

14. Frankenweenie (2012)

Lo que había sido un proyecto de amor para Tim Burton desde sus días como ilustrador en Disney en los 80, en los días de cortos como Vincent, se convirtió en un adorable largometraje en 2012 (una de dos películas suyas en salir el mismo año) que, aunque no mucha gente vio, es clásico Burton.

13. Charlie and the Chocolate Factory (2005)

Hay pocas historias que tengan características tan perfectas para convertirse en una película de Tim Burton que el cuento de Roald Dahl. Y no era tarea fácil. La primera adaptación, dirigida por Mel Stuart en 1971, protagonizada por Gene Wilder y que lleva por nombre Willy Wonka and The Chocolate Factory, es un estandarte de la psicodelia y el cine setentero. Pero Burton tomó la obra y la convirtió en algo propio, y no sólo porque aparece Johnny Depp.

12. Corpse Bride (2005)

El mismo año que apareció Charlie… Burton también lanzó Corpse Bride, una oscura fantasía animada en stop-motion que toma tanto de Edgar Allan Poe como de The Nightmare Before Christmas. No es tan popular como la cinta de Jack Skellington, pero es una de las más bellas creaciones de Tim.

11. Miss Peregrine’s Home for Peculiar Children (2016)

Basada en la novela para jóvenes adultos de Ransom Riggs, Tim Burton nos da un pequeño vistazo a cómo sería una película suya de superhéroes. La historia se queda un poco detrás del festival visual creado por Burton.

10. Sweeney Todd: The Demon Barber of Fleet Street (2007)

¿Un musical sobre un peluquero asesino? Sólo Tim Burton podría llevar eso al cine, y lo hace con increíble gracia, tensión y algo de macabro. Tal vez sea la película más oscura de Burton, llena de sangre, pays de carne humana y otras atrocidades. Mucha gente prefirió saltársela, esperando algo más amigable para toda la familia, pero se perdieron de una rara joya.

9. Big Fish (2003)

Tim Burton siempre ha tenido un lado oscuro y uno muy dulce, y casi siempre ambos aparecen en todas sus películas. Big Fish es probablemente la más melosa y dulce de todas, apenas con destellos de oscuridad, pero llena de momentos memorables.

8. Mars Attacks! (1996)

El amor de Burton por las películas de serie B de ciencia ficción de los 50 y 60 es más que evidente en esta sátira, llena de humor, momentos absurdos y personajes estereotípicamente terribles.

7. Sleepy Hollow (1999)

El cuento del jinete sin cabeza sirve como un vehículo perfecto para que Burton pueda crear un mundo maravilloso, atrapado entre la ciencia y la magia. El look gótico que crearon juntos Burton y Emmanuel Lubezki está atrapado en la mente de toda la generación pre Y2K que vio la película.

6. Ed Wood (1994)

Y si en Mars Attacks ese amor por el Sci-Fi de bajo presupuesto se puede ver, en Ed Wood se puede sentir. La biografía del mejor peor cineasta de la historia fue la película que le permitió tanto a Burton como a Johnny Depp salir del nicho que habían creado con Edward Scissorhands y comenzar a explorar todas sus capacidades artísticas.

5. Beetlejuice (1988)

Que Burton haya logrado que esta película se hiciera con apenas una cinta bajo su nombre es un triunfo en sí. Logró hacer que una cinta extraña, visualmente peculiar y completamente característica de él se convirtiera en una de las películas más recordadas de la década de los 80. Incluso relanzó la carrera de Harry Belafonte, utilizando dos canciones suyas para escenas que viven en la mente de todo mundo (seguramente ya estás cantando Day-o en este momento).

4. Batman Returns (1992)

Aunque la primera Batman de Burton es sensacional, fue en la segunda que pudo meter más de su visión en los personajes y en el desarrollo de los mismos. El Pingüino y Gatúbela son estrictamente burtonianos, y la Ciudad Gótica en Navidad que Tim creó para esta película podría estar en cualquiera de sus otros mundos. Puede ser que la Batman original esté más arriba en nuestra lista, pero esta sin duda es mucho más burtonesca que la primera.

3. Batman (1989)

Hablando de la primera, esta es la película a la que debemos agradecer todos los recientes universos cinematográficos de superhéroes. Con solamente un par de películas dirigidas, Burton fue encomendado con relanzar todo un género que se había quedado en las películas de Superman de Christopher Reeve, y lo que hizo fue crear todo un subgénero. La forma en la que está filmada la película, los colores que utilizó y el ritmo hacen que, casi 30 años después, la película luzca como un clásico, pero no de inicios de los noventa, sino como si fuera una película Noir de la década de los 40 y 50, con guiños al cine de Hitchcock y de John Houston. Michael Keaton sigue siendo el mejor Batman a la fecha, y el Joker de Jack Nicholson es icónico.

2. Edward Scissorhands (1990)

Solamente Tim Burton podría haber hecho esta película, y solamente él podría haber creado estos personajes en una historia de amor tan lúgubre. Será que Tim Burton siempre se ha encontrado del lado de la sociedad que es considerado raro, que no es popular, que es para los marginados. Todos podemos encontrar belleza en la infinitamente triste historia de Edward, su bondad incomprendida y una sociedad que de inmediato lo rechaza por su apariencia física. Ese rechazo es uno de los motores más grandes en todas las películas de Burton, criaturas que están tratando de encontrar su lugar en el mundo, y un mundo demasiado frío para ellos. Esta no sólo es la película más timburtonesca de todas, es la más bella.

1. The Nightmare Before Christmas (1993)

Obra completa, que ha marcado a más de dos generaciones. Una de las mejores mancuernas entre el gran Danny Elfman y Tim Burton se dio justo aquí. Desde que se estrenó en 1993, se convirtió en un clásico y no hay navidad que no sea recordada la historia de Jack, Sally y ese mundo de Halloween que Burton y compañía crearon hace más de veinte años. Y aunque no fue dirigida por Burton, simplemente no podíamos dejarla fuera debido a lo que significa para el mundo Burtoniano.

Una obra de arte.

Comentarios