En la tecnología confiamos

¡La polémica en el pambol nunca acaba! Que si malos arbitrajes, que si una expulsión mal señalada, un clavado nivel Robben/Olímpico dentro del área, que si el juez de línea no vio el clarísimo fuera de lugar o un gol anulado por la miopía del central y sus ayudantes.

El gol anulado a Messi y el Barcelona ante el Valencia este fin de semana es clara evidencia de que urge el uso de la tecnología en el futbol; pero no fue el único equipo al que ‘robaron’ en la cancha. Con goleada y todo lo demás en contra, al Atlas no le marcaron dos penales clave y Toluca se quejó por un fuera de lugar que les costó la continuidad en la Liguilla.

En la historia han ocurrido decenas de decisiones que influyeron en un resultado; el ‘gol fantasma de Inglaterra’ en el Mundial de 1966, la ‘Mano de Dios’ de Maradona, la eliminación de España del Mundial de 2002 ante Corea del Sur y hasta la manota de Thierry Henry que eliminó a Irlanda de Sudáfrica 2010.

Con todo y esto, hay algunos mochos y conservadores (Liga MX) que se niegan a perder la esencia humana del futbol (WTF?) y optar por las nuevas tecnologías, bajo pretexto de alentar el juego, no ser un sistema del todo fiable para marcar correctamente y porque es costoso mantenerlo.

Otros deportes como el futbol americano, el basquetbol y hasta el tradicional beisbol, decidieron que era necesario usar tecnología y repeticiones aunque los partidos se alarguen, para callar escándalos y posibles amaños de partidos en sus ligas.

Afortunadamente para Rusia 2018 existirá el VAR, sistema que aún se está perfeccionando en algunos torneos y ligas al igual que el famoso ‘Ojo de Halcón’, para evitar un juego más limpio y sin el protagonismo de algunos árbitros mañosos que han pasado a la historia por sus malas decisiones. Nuestro futbol mexicano también probará las ¿mieles? de la tecnología, pues el VAR llegará a la Liga MX para el Apertura 2018… aunque iniciará hasta la fase de liguilla. Al menos no volveremos a ver un caso como el de la final Tigres-Chivas, donde a Luis Enrique Santander se le escapó un penal que habría cambiado la historia.

Esperemos que el uso de diversas tecnologías evite más polémicas y se aprenda que su aplicación no está peleada con el deporte. En todos lados entra, desde uniformes, preparación de jugadores y hasta el balón que patean en el campo.

El año que viene regresará al Mundial como el modelo de balón Telstar, una reinvención del modelo clásico que fue presentado por por Adidas como el balón oficial de Rusia. La compañía alemana fabrica la pelota de este campeonato FIFA desde hace 47 años y esta vez espera lograr mayor popularidad (y menos críticas) que con modelos anteriores.

¿Pero qué diferencias tendrá este esférico? ¿Tiene la tecnología necesaria para evitar pifias que intervengan en los resultados del Mundial?

Iniciemos por el diseño, que es un regreso al clásico blanco y negro respecto a sus antecesores Jabulani (Sudáfrica 2010) y la colorida Brazuca (Brasil 2014). El modelo tiene pixeles que hacen referencia a la tecnología que lleva en su interior; por primera vez una pelota mundialista incluye un chip NFC (Comunicación de Campo Cercano por sus siglas en inglés) que permite a los usuarios interactuar con el Telstar 18 usando un smartphone o tableta. Al leer el chip insertado, el usuario puede acceder a más información sobre el balón y a una serie de desafíos auspiciados por la FIFA.

La idea es que esta pelota inteligente se integre de mejor forma con el VAR y con el ‘Ojo de Halcón’, arrojando resultados rápidos que permitan una toma de decisiones prácticamente instantánea.

Suscríbete para recibir bonitas notas como esta, información, noticias, horarios de partidos y los goles calientitos en mifutbolclub.com

Estamos hablando de:

Futbol VAR