Aquí los 16 mejores conciertos que vivimos en este 2017

Se nos fue el 2017, un año atípico donde una ola de conciertos castigaron severamente la cartera y hasta el aguinaldo. Pero no nos arrepentimos de eso; al contrario, agradecemos que cada vez vengan más bandas a nuestro país.

Entre toda la conciertiza, tuvimos un intenso debate de cuáles fueron los mejores en todo este año, entre bromas y risas, estos fueron elegidos como lo mejor de lo mejor.

Metallica e Iggy Pop por siempre

Muchos que no habían visto a Iggy Pop brincaron cuando supieron que le abriría a Metallica, a sus 70 años, tiene mucha más energía que miles de chavorrucos que fueron a bailar con achaques en la espalda al Foro Sol. Metallica cumplió, pero Iggy brilló más esa noche.

 

Placebo, vaya que los extrañábamos

El trío británico tuvo dos sold out a principios de abril en el Pepsi Center con motivo de celebrar con sus fans mexicanos las dos décadas de trayectoria musical, demostrando que el talento, voz y acordes siguen intactos. La selección del setlist abarcó sus siete álbumes, donde tocaron las favoritas del público como ‘Special Needs’, ‘Protect Me From What I Want’, ‘Special K’, ‘Twenty Years’ y ‘Without You I’m Nothing’, y además metieron algunos arreglos más modernos, dejando así, más que satisfecha a la audiencia mexicana.

 

Björk y su show ‘estraño’

Hay opiniones encontradas de cuál fue la mejor presentación de la islandesa en México. Nos quedamos con la del Auditorio Nacional, donde mostró sus extravagantes vestimentas en 15 canciones con orquesta. Una joya si le entras a la experimentación de Björk.

 

Morrissey no canceló

Después que canceló en el Vive Latino del 2013, padecer una enfermedad, no salir de gira, etc… Muchos pensaron que Morrissey nos dejaba. Afortunadamente esto no sucedió y vino este año al Palacio de los Deportes. Fueron 21 rolas que nos llenaron de emoción y cerró con un hermoso tributo a The Ramones.

 

Interpol, festejando su cumpleaños

La banda neoyorquina no tuvo que hacer mucho para echarse al público a la bolsa. Con la austeridad de recursos que seguramente tenían hace 15 años (sólo una gran manta blanca y un juego de luces), Banks, Fogarino y Kessler se plantaron en el escenario y sólo tuvieron que ejecutar ininterrumpidamente los 11 temas del Turn on… Pero qué más se necesitaba, si la segunda canción que se escuchó fue “Obstacle 1” y los gritos hicieron innecesario que Banks rematara el final de los versos: “Oh, she’s bad”.

 

Feist, siempre Feist

Seis años pasaron para que Feist regresara a nuestro país y, después de tantos años, lo hizo por la puerta grande. El Teatro de la Ciudad fue el designado para tres conciertos en los cuales presentó e interpretó por primera vez Pleasure, su cuarto material de estudio. De principio a fin, los asistentes escucharon los cortes de este disco, que rápidamente logró catalogarse como uno de los favoritos del año. Además de escuchar nuevos temas, los fans agradecieron ese talento musical que caracteriza a la intérprete canadiense, quien con un conjunto rosa y con pies descalzos, agradeció en español a todos por estar allí, por cantar, por aplaudirle y corear las canciones. Además de Pleasure, Feist tocó algunos de sus temas más icónicos, entre ellos “My Moon My Man”, “Sealion” (aquí mostró sus habilidades con la guitarra, ¡y qué habilidades!), “Let it Die”, Mushaboom” y “1234”. Una triada de noches perfectas para el verano y dignas de recordar.

 

Sting y la nostalgia eterna

Una de las leyendas del rock británico regresó a nuestro país para ofrecer un par de conciertos en el Auditorio Nacional. Sabemos que Sting no necesita luces, jugueteo con el escenario. Únicamente hace falta su voz, su guitarra y sus músicos, entre los cuales se encontraba su hijo, Joe Sumner, para formar parte de “su banda” y a su vez ofrecer una presentación como acto telonero. Durante un par de horas, escuchamos clásicos no solo de The Police, sino también del proyecto en solitario de Sting y, aunque muchos ovacionaron el final cuando tocó “Every Breath You Take”, hubo unos cuantos que se molestaron precisamente por quitarle toda esa melancolía y romanticismo para transformarlo en un tema más… bailable. Con todo y ello, siempre es bueno ver a un clásico y este año, lo agradecimos.

 

Ed Sheeran y su ENORME talento

Un caluroso Palacio de los Deportes a reventar recibió por primera vez al británico Ed Sheeran, quien no necesitó de nada más que su guitarra y un loop station para demostrar su gran talento y dar un show memorable, acompañado de unos visuales que asemejaban a una flor brotando. Nuestro amigo pelirrojo visitó la CDMX por primera vez con el fin de promocionar su más reciente álbum, Divide, pero su setlist recorrió los tres álbumes en 19 canciones, aunque sin duda las más coreadas fueron ‘Thinking Out Loud’ y ‘Shape Of You’.

 

King Crimson, los monstrous del Progresivo retornaron

El único grupo que llenó cinco fechas en el Metropólitan y no es para menos, no venían desde el 2003 y miles de fans desde los lejanos setenta tienen a Robert Fripp en un pedestal. Escuchar ‘Islands’, ‘Fallen Angel’, ‘Indiscipline’, ‘Red’ y ‘Epitaph’ es un lujo que pocos pueden darse y lo mejor, no dejaron sacar celulares para grabar el recital. ¡El Rey Carmesí sigue vivo!

 

Blondie y Garbage, dos veteranas de los escenarios

Un combo entre dos de las últimas guerreras del rock en un solo concierto, ¿Por qué no? La sensualidad de Shirley Manson y la rebeldía de Debbie Harry (con un curioso traje de abejita) abarrotaron el Palacio de los Deportes y nos ofrecieron cerca de tres horas de puros éxitos. Hasta hubo covers a Bob Dylan, Celine Dion y The Paragons en el ‘setlist’ de Blondie. ¡Chulada!

 

U2 y la nostalgia del ‘Joshua Tree’

U2 agarró de pretexto los 30 años del disco más popular de su discografía y nos visitaron en dos fechas, el Foro Sol escupía chavorrucos el 3 y 4 de octubre pasados porque ya no cabían. Antes de sus conciertos, Bono dio un paseo con Slim. Debutaron ‘Spanish Eyes’ y ‘Sweetest Thing’ en el tour y sus visuales fueron alucinantes en la enorme pantalla que lució de fondo.

Red Hot Chili Peppers demostraron por qué aún esán vigentes

Con un pegajoso saxofón de fondo, Flea y Josh Klinghoffer comenzaron la jam sesión a la que se unió Chad Smith: Bajo, guitarra y batería, respectivamente, fueron mezclándose de manera sabrosa, hasta elevar la intensidad de las notas, para después de un aporreo al instrumento de cuatro cuerdas, hacer tronar al Palacio de los Deportes con “Around The World”. De ahí todo fue una locura, auditiva y visual. La primera por obvias razones. La segunda, con la espectacular iluminación que – literalmente – llovía sobre el público. Y se hizo la magia.

Paul McCartney, la nostalgia Beatle nunca morirá

Con 75 años, el poder de convocatoria de Sir Paul McCarteny es inigualable. Fue el único acto del Estadio Azteca que se atascó hasta el palomar (ni regalando los boletos logra eso el America) y que hizo vibrar miles de gargantas con el setlist que ibas desde The Wings, pasando por el ‘Fab Four’ y hasta FourFiveSeconds de Rihanna y Kanye West.

A Perfect Circle (Knotfest), los sonidos densos de un grupo perfecto

El acto principal del Knotfest, era la primera vez que venía y auqnue sabemos que no todos le entran a los ritmos densos, la convocatoria fue espectacular en el Centro Dinámico Pegaso. 18 rolas y los covers a ‘Imagine’ (John Lennon) y ‘People Are People’ (Depeche Mode) fueron alucinantes.

Corona Capital de principio a fin

Vivimos un gran, gran CC17, los actos fueron los que se llevaron las palmas en el pasado festival Corona Capital; Green Day por sus casi tres horas de show y su regreso que calmó el corazón de varios chavorrucos amantes del Happy Punk, Mogwai como el show más alucinante, PJ Harvey porque nos enseñó que sigue siendo la DIOSA del Indie, The xx que nos hicieron cantar de principio a fin en algo que se transofrmó en algo muy íntimo, los Foo que no nos dieron un minuto de paz y nos mantuvieron gritando y saltando, etc, etc etc.

 

Arcade Fire y su homenaje a México

Uno de los conciertos perfecto, perfecto para cerrar el año. Y es que el colectivo canadiense regresó a nuestro país después de tres años para interpretar cortes de su más reciente disco, Everything Now. Un ring montado sobre el escenario del Auditorio Nacional -donde tuvieron dos fechas y de cuyas ventas hicieron donaciones a los damnificados del 19 de septiembre-, la aparición sorpresa de Chumel Torres como presentador de la “pelea”, varios paseos a medio recinto, el Mariachi Príncipe como invitado especial e imágenes referentes a México, fue tan solo un poco de lo que Arcade Fire preparó para esta presentación que se coronó como uno de los mejores shows del 2017. Si no lo crees, acá te dejamos nuestra reseña.

Comentarios