Lovesick es tu serie favorita que nunca has visto

A todos nos han roto el corazón. Todos hemos sufrido la inconveniencia de enamorarnos de nuestra mejor amiga o de conocer al chico perfecto que tenía a la novia perfecta. Y todos, a pesar de estas desventuras, seguimos creyendo en el amor. Por eso Lovesick, la serie británica cuya tercera temporada se estrenó recientemente en Netflix, se convierte en la serie romántica favorita de todo aquel que la ve.

Los personajes son sinceros, frágiles, bobos, enamoradizos, ‘tetos’, a veces unos cretinos, a veces unos románticos insufribles, a veces los que terminan del lado equivocado de un rompimiento, a veces los que se quedan con la persona indicada. Vamos, son, en pocas palabras, como uno. Dylan, un tipo bastante inepto en el amor, Luke, un narcisista emocionalmente cerrado e Evie, una chica insegura y encantadora, son mejores amigos y roomies en la primera temporada.

Dylan se entera de que tiene clamidia y hace lo que todo caballero debía hacer: llama a todas las chicas con las que ha tenido sexo para informarles. Esto desata toda la serie, y para la tercera temporada, que puedes ver completa en una noche (los 8 capítulos duran menos de media hora), las emociones que generan los tres personajes son tan cercanas que sientes que has estado ahí con ellos, o que ellos estuvieron ahí contigo, mientras te dabas cuenta de que esa amistad tan bonita se estaba convirtiendo en amor, o que tu oportunidad de decirle a alguien cómo te sentías realmente se esfumó cuando alguien le dijo antes. Sí, es una serie muy cursi, pero también tiene mucho corazón.

El soundtrack además es increíble. Todos los capítulos tienen al menos un par de canciones que elevan todo y que hace que la serie te pegue más fuerte en los sentimientos. Aquí puedes escuchar la música de las dos primeras temporadas:

La tercera temporada tiene música de Santigold, Joe Goddard, Allah-Las, Graham Coxon, Kurt Vile y un par de docenas más.

El título original de la serie, Scrotal Recall, fue cambiado al mucho más amigable Lovesick cuando pasó a Netflix para la segunda temporada, y espero que la serie continúe un largo rato más, porque es muy fácil identificarse con los personajes, a pesar de que viven en Escocia, son muy güeros y aparentemente ninguno trabaja. Pero también son muy graciosos, muy empáticos y están muy perdidos en la forma en la que funciona el amor, pero siguen y siguen tratando. Vamos, como uno.

Estamos hablando de:

Lovesick Netflix Series de TV

Notas relacionadas

Comentarios