Trampas y Botox: Controversia en un concurso de belleza (de camellos)

Cuello arqueado, labios gorditos, pestañotas y las jorobas perfectamente acomodadas, esos son los estándares de belleza que se enfrenta un camello (Si, es en serio.) Y por eso, en la búsqueda del look perfecto, 12 camellos fueron descalificados de un concurso de belleza en Arabia Saudita por recibir inyecciones de Botox.

 

Todo esto pasó durante el Festival Anual de Camellos del Rey Abdulaziz, donde se presentaron más de 30,000 hermosos y jorobados participantes para el concurso de belleza, que da ¡57 millones de dólares en premios! (Ahora entienden las trampas).

“Usan Botox para la nariz, el labio inferior, el labio superior, o hasta la quijada” relata Ali Al Mazrouei hijo de un reconocido criador. “Hace que su cabeza sea inflada, para que veas al camello y digas, ‘Mira que gran cabeza. Tiene grandes labios, una gran nariz'”

 

Este concurso no es cualquier cosa, se lo toman con toda la seriedad posible. En el desfile, la edad de los camellos se mide por sus dientes, exámenes de sangre  y todos los participantes tienen que tener un microchip. Los despampanantes camellos también tienen que pasar la noche en los establos del festival. Esto, para evitar que los peinados, maquillaje y spray de pelo, se mantengan durante la noche y en la mañana del concurso desfilen “al natural”.

 

Y si todo esto falla, tienen una solución milenaria: antes de que los ganadores se anuncien, los dueños tienen que jurar en el Corán sobre la legalidad de sus prácticas y así, estos 12 camellos que pasaron por la navaja fueron descalificados por la honestidad brutal de sus criadores.

 

Comentarios