Santos rescató un punto en el Puerto de Veracruz en los últimos minutos

En un partido en el que Veracruz empezó sorprendiendo al irse arriba primero y en el que perdieron a sus dos centrales por lesión, los Santos consiguieron el empate en los últimos momentos con un polémico penal.

En el primer tiempo, Veracruz empezó a mostrarse ante Santos como un equipo que ya tiene poco que perder y atacó con bastante confianza hasta que lograron su gol apenas pasada media hora de juego, cuando Djaniny cabeceó mal un centro escualo y terminó asistiendo al delantero contrario Diego Chávez que sólo tuvo que empujarla.

El mismo delantero de Santos se ganó la amarilla en esa jugada por protestar un supuesto fuera de lugar, que era ilógico al ser él mismo el asistidor. Así anotó Veracruz su primer gol en todo el torneo y lo festejaron con mucha enjundia.

A partir de ahí intentó volcarse al frente Santos, pero con más ganas que claridad futbolística, tuvieron muchas y muchas llegadas, pero de 16 disparos sólo 3 habían ido a puerta hasta que llegó un momento polémico: un penal marcado a favor de Santos.

Alan Santos metió las manos ante un balazo de volea que le iba aparentemente al rostro, pero ante la incertidumbre de si le iba a dar en la cara o no, el árbitro marcó la pena máxima, misma que cobró perfectamente Djaniny raso al lado derecho para igualar los cartones.