Hasta para las bromas hay límites… y este YouTuber los pasó todos 😡

Arya Mosallah es un YouTuber de Londres que, desde las últimas 24 horas, no ha dejado de ser criticado tanto por los medios como por los usuarios de redes sociales quienes lo acusan de “idiota” y “pesado”. ¿La razón? Una broma de muy mal gusto.

Actualmente -y sin ofender a los vloggers-, se ha vuelto muy sencillo abrir un canal en YouTube para cualquier tipo de cosa: Recetas, manualidades, tutoriales… y sí, cosas sin sentido como bromas que compiten por ser las más “originales”.

Con esta puerta abierta a todo el público, no falta el pasado de lanza que por unos likes y conseguir más suscriptores, hará lo que sea para conseguirlos… Mosallah es el caso.

Este jovencito de 22 años creyó muy prudente ir por las calles de Londres a lanzar agua en la cara de las personas. Aunque hasta aquí esto pareciera una broma “inocente” lo cierto es que, como parte del “acto”, Arya les hacía creer a sus víctimas que lo que les había arrojado era ácido (WTF, dude?!).

YouTube

Si todavía no entiendes bien el dilema, ¿qué te parecería si te dijéramos que, durante el último año, los ataques con ácido han sido cada vez más frecuentes? Ya no suena tan gracioso, ¿verdad?

Ni los más de 600 mil seguidores de Arya pudieron justificar la horrible broma y evitar que el video fuera removido del portal.

Lo peor no termina ahí y es que, además de esta broma, Arya cuenta con muchas otras más igual de pesadas y que no sólo faltan provocan el enfado de la gente, sino que además, promueven la humillación pública a través de internet. Para ejemplo, Mosallah tiene un video en el que se dedica a bajar los pantalones de las personas y luego es atacado por las mismas.

¿Hasta dónde es capaz de llegar alguien por conseguir seguidores? ¿Crees que fue una broma inocente o que tal vez se le fue la mano?