Sabina Berman nos muestra por qué debemos ser cuidadosos con la denuncias del #MeToo

Una serie de entrevistas que la periodista Carmen Aristegui ha realizado a varias actrices mexicanas, han destapado la situación de acoso y abuso sexual que también existe en la industria del cine y la televisión en México. La primera en levantar la voz fue la actriz Karla Souza, quien afirmó que un director mexicano la acosó y violó hace años, aunque no dio a conocer el nombre de su agresor.

Karla Souza destapa los acosos y abusos sexuales en México

A estas declaraciones se unieron las de Stephanie Sigman, Paola Nuñez, la clavadista Azul Almazán, la standupera Sofía Niño de Rivera y la periodista Sabina Berman, escritora que nos ha mostrado en las últimas horas la razón por la cual las acusaciones sobre agresiones sexuales deben hacerse con cuidado.

Sabina Berman dijo en una entrevista para Aristegui que el director de la Sociedad General de Escritores de México, José María Fernández Unsáin, le tocó sus genitales cuando tenía 19 años. La escritora dijo que para que el movimiento #MeToo es un gran paso para dejar de normalizar el acoso, revelar el nombre de los culpables y que de esa manera exista un castigo.

Sin embargo, en la serie de declaraciones que dio, Berman contó el supuesto acoso que niñas de 12 años sufrieron por parte de Alejandro Reza, director del casting de la película “Gloria”, la cual retrata la vida de Gloria Trevi. Ella dijo que el director de casting pidió a las niñas que querían un papel en la película que “se desnudaran, se recostaran en el piso y abrieran las piernas”, aún cuando la cinta no incluía ninguna escena de desnudos.

 

Según la escritora fue Christian Keller, el director de la película, quien le comentó que la persona encargada de seleccionar a las niñas que interpretarían el papel de las víctimas de Sergio Andrade, estaba haciendo esas cosas en el casting y hasta le preguntó si aquí en México eran normales este tipo de situaciones.

Horas después de las acusaciones, varios colegas y amigos de Alejandro Reza salieron en su defensa, argumentando que las acusaciones de Sabina Berman eran falsas y muy graves:

 

 

 

 

 

 

 

 

Esta mañana Sabina Berman, dijo a través de una serie de tweets que había cometido un error, pues Alejandro Reza no fue quien acosó a las niñas, sino un miembro del equipo de arte:

 

 

 

Como era de esperarse, muchas personas ha comenzado a cuestionar la credibilidad de sus acusaciones, volviendo a ese asunto de que deben ser cuidadosas al momento de levantar la voz, pues no sólo está en riesgo la vida de una persona que podría no estar involucrada (como en el caso anterior), sino también le dan pie a que en un futuro las acusaciones no se tomen en cuenta por este tipo de cosas.

 

 

 

 

 

 

Comentarios